Con créditos blandos, el Gobierno busca estabilizar precios e importaciones

Esta semana comenzará a aplicarse un plan que difiere del control de precios aplicado hasta ahora. El Gobierno prepara la asistencia crediticia para inversiones en el aparato productivo y con ello, aumentar la oferta

Desde hace algunas semanas, el Gobierno viene trabajando en propuestas  alternativas a los controles impulsados por el Secretario de Comercio Guillermo Moreno.  Las medidas, que ya empezaron a vislumbrarse con el proyecto de ley de bancos, apuntan  a apoyar   a las empresas con créditos blandos,  de manera que aumenten la productividad y la oferta.

La información difundida luego de la reunión del lunes del gabinete productivo, indican que se impuso la idea de aumentar la producción de bienes de la canasta básica, en especial de  Alimentos y Bebidas y otros sectores de la economía mediante un mayor acceso al financiamiento.  El equipo de trabajo  de Economía dejó en claro que para mantener la tasa de crecimiento sin brotes inflacionarios es imprescindible permitir el aumento de la oferta con facilidades para la inversión.

En ese contexto, se pasó revista a lo que ocurre con el sector automotor, cuyo fuerte crecimiento trae consigo  un problema en la balanza comercial. En los tres primeros meses de este año, el sector duplicó sus exportaciones, pero ahondó el déficit comercial, habida cuenta de que alrededor de 60 por ciento de los componentes proviene del exterior. La ministra de Industria de la Nación Débora Giorgi, sostenedora de la posición de incentivar a las empresas, adelantó a la Asociación Empresaria de la Provincia que  presentará en Córdoba las nuevas medidas para las pymes. La funcionaria tendrá un  encuentro el 12 de mayo con empresarios locales. En la jornada también se realizará una reunión nacional de Cgera, Confederación General Empresaria de la República Argentina.

La importancia que se atribuye a este encuentrto en Córdoba la da el hecho de que la funcionaria viajará  acompañada del secretario de Industria,  Eduardo  Bianchi, y el titular de Sepyme, Horacio Roura.

La propuesta en que trabaja el gabinete productivo, delineada el lunes a la noche en la Quinta de Olivos, es articular líneas de financiamiento de algunos sectores clave con los fondos de organismos como el Banco Nación y la Anses o incluso facilitar la búsqueda de capitales en los mercados.

Sector automotor
Uno de los sectores que vive el embate de un  dólar alto medido en los costos internos, pero muy  barato en el cambio real internacional, es la industria automotriz. Según los valores de las concesionarias, en este momento un auto importado de primera línea cuesta casi lo mismo que una versión similar de las fábricas locales. Aparte, tiene incidencia en la balanza el hecho de que los coches nacionales tienen una muy alta proporción de componentes  importados, del orden del 60 por ciento.  Para este sector, el Gobierno pondría en marcha mañana, según se adelantó,  un plan, con fondos de la Anses, para facilitar el financiamiento y flexibilizar beneficios fiscales para los autopartistas.  El plan es instrumentar  una línea de financiamiento mixta, destinada a los autopartistas y a las terminales automotrices, para que ambas procuren una mayor integración de componentes.

El monto a financiar será de $300 millones y está previsto recurrir a fondos tanto de la Anses como del mercado de capitales. También se anunció un plan canje para los pequeños y medianos transportistas. Allí, el financiamiento estará a cargo del Banco Nación y el Ministerio de Industria y Turismo bonificará parte de la tasa.

Otro de los ejemplos es el de los empresarios de pymes que tengan previsto invertir en bienes de capital, quienes de la mano de la Sepyme y del Banco Nación podrán acceder a una bonificación de hasta tres puntos en la tasa de interés de los préstamos de la entidad que conduce  Fábrega.

Medidas

–  Se apoyará  a las empresas con créditos blandos, con la finalidad de aumentar  la oferta y acotar la presión inflacionaria.

– Para el sector autopartista y las terminales se habilitará una línea  de $300 millones, con fondos  de la Anses y  del mercado de capitales.

-Ya se anunció un plan canje para los pequeños y medianos transportistas. Allí, el financiamiento estará a cargo del Banco Nación y el Ministerio de Industria y Turismo bonificará parte de la tasa.

Artículos destacados