Renault evalúa modificación de sus planes productivos

La crisis financiera obligó a Renault a postergar el anuncio sobre qué país sudamericano fabricará el Mégane III, un auto que primitivamente estaba pensado para fabricarlo en Córdoba.
Según Dominique Maciet, el CEO en Argentina, la fábrica cordobesa tenía en lista dos modelos para los próximos años. Uno ya se anunció en la reciente feria de París y será el Symbol, un sedan mediano que será desarrollado en la planta de Santa Isabel sobre la plataforma del Clio II tricuerpo. Será un modelo diferente a otros Symbol que produce Renault. El coche argentino será el mismo que se fabricará en Turquía, con el nombre de Thalia.

El otro coche inicialmente previsto para la planta cordobesa era el Mégane III, cuyo diseño será igual al del modelo francés y además tendrá una versión tricuerpo. El grupo francés proyectaba lanzar este nuevo modelo en la región el año que viene, pero la definición sobre la planta que se hará está ahora en suspenso. Carlos Ghosn, el máximo responsable de la marca europea, viajará al país para presentar el Symbol, oportunidad en la que se podría anunciar la decisión. La terminal tiene ahora dudas por las oscilaciones del cambio y la mejora de la competitividad de Brasil por la suba del dólar. También jugarán los costos internos, la contracción de la demanda en ambos países y los replanteos productivos y salariales en las terminales tanto en Argentina como en Brasil.
El grupo además evaluará los efectos que la crisis tendrá sobre la rentabilidad de la marca, aspecto directamente relacionado con la evolución de las economías del Mercosur en el nuevo escenario internacional.

El grupo había definido una estrategia para la región, donde los modelos chicos se fabricarían en Brasil y los medianos en Argentina. Sin embargo, la versión anterior del Mégane se empezó a fabricar en la planta de Curitiba, un poco antes que la industria automotriz argentina experimentará el fuerte impulso que todavía se mantiene. Según el sitio especializado TiempoMotor.com, Ghosn confirmó desde el Salón del Automóvil de París la existencia de una pelea entre ambos países por el desarrollo de este auto que se está presentando en dicho evento y que fue pensado para competir con modelos nuevos de Peugeot y de Fiat Bravo. El Mégane II se está discontinuando en Europa, pero mantiene su producción en Brasil. En este caso aprovecharía la plataforma para el modelo III.

Para Fiat

La automotriz Fiat suspenderá hoy la producción en la planta de Ferreyra por el faltante de chapa, material indispensable para el armado de carrocerías. El secretario adjunto de Smata, Ángel Tello, indicó que la medida es similar a la de la subsidiaria Iveco y afectará a unos 800 empleados. Iveco decidió suspender a 900 trabajadores por esta jornada, en este caso por la caída de la demanda debido a la crisis internacional.

Artículos destacados