Elevarán a $2 mil millones los créditos subsidiados en 2011

En el Ministerio de Industria de la Nación aseguraron que se profundizarán los programas sectoriales con la creación de fondos comunes de inversión para sectores estratégicos.

La ministra de Industria, Débora Giorgi, anticipó ayer que en 2011 se incrementará a 2 mil millones de pesos el monto a licitar del Régimen de Bonificación de Tasas de Interés, frente a un cupo de 2.100 millones en 2009-2010, mientras la oferta de préstamos blandos del Fonapyme se elevará a 170 millones, suma similar a la del último bienio.

A la vez, destacó Giorgi, se profundizarán los programas sectoriales con la creación de fondos comunes de inversión para sectores estratégicos y el fomento de la integración productiva.

Financiamiento a medida
Mediante el programa recientemente anunciado y que se instrumentará con el Banco de la Nación, explicó Giorgi, se ofrecerán créditos a un plazo máximo de 10 años, con un monto tope de 3 millones de pesos, a una tasa subsidiada por el Ministerio de Industria, cercana a 9 por ciento y un plazo de gracia de hasta 12 meses.

Brasil ya se comprometió a replicar esta herramienta en su país a través del BNDES (Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social), con la idea conjunta de que se extienda al resto de los países del Mercosur, indicó un comunicado de Industria.

La ministra resaltó que el Estado nacional promovió créditos por 6.700 millones de pesos entre 2009 y este año  para financiar proyectos productivos a tasas de hasta 10 por ciento, “tanto para pymes bancarizadas como para las que tienen dificultades de acceso a los bancos”.

En aumento
Giorgi explicó que el total de dinero que el sistema bancario pone hoy a disposición de las pymes es casi seis veces mayor que en 2003, y destacó el mayor impacto del crédito en regiones como el NOA (Noroeste), con menos peso en términos de PBI.

Subrayó luego que “el monto de los créditos ofrecidos también creció: antes de 2003 las pymes recibían 18 por ciento de 42 mil millones de pesos y hoy reciben 27 por ciento de 163 mil millones, lo que significa 36 mil millones más”.

Las herramientas de uso general, como el Régimen de Bonificación de Tasas de Interés y el Fonapyme (créditos blandos dirigidos específicamente al sector), alcanzaron un volumen de 2.270 millones de pesos, indicó el comunicado.

A la vez, las líneas de financiamiento sectorial, tales como el Plan de Renovación de Flota del Transporte Automotor de Carga, el Programa de Desarrollo de los Parques Industriales y el Plan Nacional de Desarrollo Autopartista, suman otros 1.060 millones de pesos.

En otro orden, por el sistema de garantías se promovieron operaciones de crédito por otros 3.443 millones de pesos. El ministerio agregó que destina una “fuerte asistencia” al sector manufacturero, 32 por ciento del financiamiento en el Régimen de Bonificación de Tasas, mientras que el Fonapyme le asigna 85 por ciento de los créditos a la industria y 10 por ciento a la agroindustria.

Artículos destacados