Rojo comunal con proveedores de $50 millones

El secretario de Economía del Municipio, Miguel Pozzolo, admitió que la deuda flotante (principalmente con proveedores y contratistas) asciende a unos 50 millones de pesos.
No obstante, aclaró que ese pasivo acumulado se regulariza “en plazos de 45 días”, aseguró el funcionario a Comercio y Justicia.
“Los pagos a proveedores y a contratistas de obra pública se han logrado achicar en algunos casos”, reveló frente a la consulta respecto a la marcha de un proyecto del propio Pozzolo para bajar el costo financiero que implica prolongar los plazos de pago.

Por lo demás, el funcionario insistió en la necesidad de avanzar en una reingeniería en el gasto, tal como lo había anticipado el intendente Daniel Giacomino.
“El déficit en lo que va del año asciende a $21 millones”, admitió al tiempo que reconoció una desaceleración en los ingresos.
En ese sentido, indicó que la recaudación total ronda los 100 millones de pesos, con una suba en torno al 35% interanual en la propia y cerca del 10% en la coparticipación.
“El tema es que se ha desacelerado. Creció la morosidad en el Inmobiliario y se nota el impacto de la crisis económica en Comercio e Industria”, indicó.
El achique en el gasto para reducir el déficit operativo de casi 5 millones mensuales generó fuertes cruces con el titular del Suoem, Rubén Daniele, luego que Giacomino admitió que una de las erogaciones a reducir era, precisamente, el gasto en personal.

Artículos destacados