Importaciones chinas crecieron 62,6% en 2007, según CAME

La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) afirmó que “las importaciones china crecieron 62,6% en 2007 y se multiplicaron siete veces en cuatro años”, y expresó que “los sectores más afectados son: juguetes, textiles, calzados, muebles y electrodomésticos”.
Según la entidad, el año pasado se importaron productos chinos por 5.127 millones de dólares, y consideró que “hasta ahora, el incremento extraordinario del consumo interno fue disimulando la gravedad de la invasión china”.
Sin embargo, añadió que “el peso que han cobrado los productos asiáticos en el mercado local, y una demanda de consumo que en los primeros dos meses del año se mostró más tranquila, comienza a repercutir sobre la producción nacional”.
CAME sostuvo que la participación de China en las importaciones argentinas “alcanzó un máximo histórico el año pasado, cuando 11,4% del total de productos que ingresaron al país fueron del país asiático”.
Según CAME, “China se convirtió en el tercer mayor proveedor de la Argentina, después de Brasil y Estados Unidos”, y de continuar la tendencia, en 2008 desplazaría a la economía norteamericana como segundo abastecedor del país.
Las mayores compras a China fueron en bienes de consumo, que aumentaron 53% el año pasado.
“En su mayoría son productos que la Argentina produce, y donde China, al ser una economía enormemente subsidiada, que paga además salarios ínfimos a sus trabajadores, tiene ventajas de costos frente a los empresarios nacionales”, indicó el comunicado.
CAME resaltó que el crecimiento más fuerte en las importaciones de origen chino, el año pasado, se registró en productos como tejidos de punto (1.256%); y prendas de vestir y accesorios (291,8%). También sobresalió el ingreso de hilados de algodón (650% más que en 2006); juguetes (80,8%); muebles (82,1%); papel y cartón (93,3%), manufacturas de espartería o cestería (52,5%); instrumentos musicales (64,3%); perfumería (68,6%) y pequeños electrodomésticos para el hogar (127,2%).
“Es necesario actuar rápido frente a la competencia desleal china”, concluyó el comunicado de CAME.

Artículos destacados