Abren licitación para incorporar tecnología 4G a teléfonos móviles

El anuncio lo realizó ayer el ministro de Economía, Axel Kicillof. Será abierta, con convocatoria internacional. “Los celulares se multiplicaron por 10 entre 2003 y 2013”, aseguró el funcionario.

Los ministros de Economía, Axel Kicillof, y de Planificación Federal, Julio de Vido, anunciaron finalmente ayer el llamado a la licitación para incorporar la cuarta generación tecnológica (4G) a la telefonía móvil, algo que venía muy demorado en Argentina respecto al resto de América Latina.

Kicillof empezó la conferencia en el microcine del Palacio de Hacienda, donde aseguró: “Los celulares se multiplicaron por 10 entre 2003 y 2013”, frase con la cual “abrió el juego” para reflotar la operación que ya había tenido una primera fecha a mediados de 2012. Luego naufragó cuando dieron por desierta la licitación y así quedó suspendida.

Y finalmente el anuncio llegó ayer. En este contexto, Kicillof resaltó que “se abrirá la puerta a las redes 4G, que es una tecnología más moderna”. Y comentó que “en Argentina hay un retraso, dado que los operadores no terminaron de realizar la migración a 3G”.

Agregó al respecto que “aplicar la nueva tecnología conlleva requisitos fuertes de inversión.

Este anuncio tiene que venir acompañado con empresas que estén a la altura de la demanda”.

Además, la licitación será abierta con convocatoria internacional, según adelantó el ministro.
“También en el terreno de la telefonía celular ésta fue una década ganada”, destacó Kicillof, quien también puntualizó que en el país hay 59 millones de líneas móviles vendidas, de las cuales 76% se encuentra activo.

Crecimiento explosivo
El ministro de Economía también resaltó que en los últimos 10 años “hubo un crecimiento explosivo de la demanda de este tipo de servicios móviles”.

“Hay seis veces más teléfonos celulares que fijos”, graficó el ministro, quien a la vez subrayó que en el país “la gente tiene acceso a la tecnología que en algunos países es privativa de los sectores más pudientes”.

En ese sentido, consideró que las empresas del sector “tienen que invertir y acompañar el crecimiento de la demanda, tanto en volumen como en tecnología”. Kicillof aclaró que quienes ganen la licitación para que Argentina cuente con tecnología 4G -que descomprime las redes que se utilizan actualmente y permite una mayor velocidad de acceso a Internet desde el celular- tendrán que “mejorar la infraestructura” existente.

Además, aseguró que el Estado “está obligado a regular fuertemente para asegurar el servicio, dominado por cuatro empresas: Personal, Movistar, Claro y Nextel”.

Licitan excedente 3G
En otro orden, junto con el inicio del proceso licitatorio para la adjudicación de bandas 4G, el Gobierno nacional también licitará el excedente existente en las bandas 3G, que en su momento reintegró la empresa Movistar por superar el límite permitido por operador, a fin de evitar la concentración de espectro.

Sobre este tema, mediante un comunicado la Secretaría de Comunicaciones señaló que en el caso de las bandas de 3G se garantizará la participación del Operador Móvil Virtual en el marco de “Libre.Ar”.

Cabe recordar que en los últimos meses de 2012, cuando el Gobierno anunció la conformación de “Libre. AR”, se informó que la nueva compañía estatal se convertiría en la operadora mayorista a cargo del excedente de bandas devuelto por Movistar, equivalente a 25 por ciento del mercado, y que la provisión del servicio iba a ser realizada por medio de firmas pymes y cooperativas de todo el país.

Hay 45 millones de líneas activas
La década en que “explotaron” los teléfonos celulares

Los smartphones dominaron las ventas, con 56% de participación en 2013, año cuando 73% de los teléfonos comercializados es capaz de acceder a redes 3G. Entre 2003 y 2013 la cantidad de líneas de celulares activas pasó de 4,5 millones a 45 millones.

Esos dos factores, sumados a la poca inversión estatal y privada, explican por qué es imposible mantener una comunicación sin inconvenientes o acceder a Internet desde un móvil.

En este sentido, el anuncio del Gobierno acerca de la licitación del espectro disponible para redes 4G y del remanente de 3G será un alivio para los usuarios.

Además de ampliar la red 3G existente, la puesta en marcha de la 4G aliviará el espacio actual, lo que se traducirá en un servicio más eficiente sea cual fuere la tecnología mediante la que se conecten los usuarios. Las principales ventajas de esta tecnología es que se podrá navegar de manera más veloz, ver videos o hacer videollamadas en alta definición sin problemas ni cortes, y los videojuegos que utilicen la red cargarán mucho más rápidamente.

Puesta a punto

– Oferta. Una vez que el Gobierno haya decidido a qué operadoras adjudica el espectro, éstas tendrán que poner la red en condiciones para la nueva tecnología.

– Demanda. Los usuarios de telefonía móvil también tendrán que adaptarse. Por el momento, sólo los dueños de smartphones de alta gama podrán acceder a una conexión 4G, pero es de esperar que la tecnología vaya abaratándose para que abarque cada vez más dispositivos.

Artículos destacados