Home  >   Profesionales   >   Prestadores de Apross levantaron medida de fuerza

Prestadores de Apross levantaron medida de fuerza

Apross

Clínicas y sanatorios suspendieron el corte de servicios a los afiliados y hoy comienzan a dialogar. El Consejo de Médicos de la provincia hizo una dura crítica a la obra social

Las clínicas y sanatorios que iban a comenzar hoy con un corte de prestaciones a los afiliados a la Administración Provincial del Seguro de Salud (Apross) resolvieron suspender la medida y dan inicio hoy a una ronda de negociaciones con la entidad. Los prestadores habían amenazado con atender sólo urgencias y emergencias. Ayer por la tarde, el secretario de la Asociación de Clínicas y director del Hospital Italiano, Juan Grass, señaló a los medios que “se levantó la medida de fuerza en función de que recibimos una invitación de Apross para sentarnos a negociar un acuerdo que permita superar el conflicto económico”.
Ambas partes acordaron una conciliación para avanzar en la resolución sobre la estipulación de un nuevo arancel por contraprestaciones.
Cabe recordar que la medida de fuerza -restricción de prestaciones a los afiliados de la obra social provincial- se vincula con “la imposibilidad de continuar con los servicios con los actuales aranceles” que, según denuncian, no se actualizan desde abril de 2016.
En tanto, ayer Apross no emitió declaraciones.
Quien le lanzó una dura crítica fue el Consejo de Médicos de la Provincia de Córdoba. Mediante un comunicado expresó “su profunda preocupación por la situación de permanente conflictividad que vive la Apross en su relación con los profesionales médicos, las clínicas y sanatorios y con los propios beneficiarios de la institución”.
Agregó que “cada uno de estos sectores viene sufriendo una realidad compleja, que va desde honorarios y aranceles desactualizados con relación al proceso inflacionario en curso, sin relación con los aranceles que pagan instituciones similares en otras provincias del país; negación de prestación de servicios médicos con el argumento de que no se trata de una obra social; manejo burocrático que obstaculiza el desarrollo del ejercicio profesional y maltrato a los que reclaman sus derechos”.
Finalmente, los galenos instaron a un diálogo abierto entre los protagonistas “como la única posibilidad de una solución superadora y un esfuerzo conjunto para evitar consecuencias no deseadas a más de 600 mil cordobeses”.