En 2018, la canasta básica alimentaria aumentó 53,5%

Según las cifras del Indec, una familia tipo necesitaba en diciembre pasado de 10.197 pesos para no ser considerada indigente, y de 25.493 pesos para no caer bajo la línea de pobreza

El precio de la canasta básica alimentaria (CBA) aumentó 53,5% durante el año pasado, por lo que una pareja con dos hijos requirió de $10.197,53 para comprar la cantidad mínima de comida y no caer por debajo de la línea de la indigencia, de acuerdo con lo que informó ayer el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec)
En tanto, el precio de la canasta básica total (CBT), que además de alimentos reúne una cantidad mínima de indumentaria y servicios, aumentó durante el año pasado 52,9%, por lo que ese mismo núcleo familiar requirió de $25.493,80 para no caer por debajo de la línea de la pobreza.
Solo en diciembre, el costo de la canasta básica alimentaria aumentó 0,7% mientras que el de la total se incremento en 1,1%.
Asimismo, el Indec admitió que fue entre julio y diciembre que la inflación se aceleró, acumulando 27,5% y elevando los precios principalmente de la canasta alimentaria.
A finales de septiembre, la medición del primer semestre de 2018, arrojó un índice de pobreza de 27,3% superior al 25,7% del segundo semestre de 2017.

En ese momento, y con una inflación del 6,5% mensual, el presidente Mauricio Macri aseguró que el aumento de la pobreza “es un número que esperábamos, que refleja las turbulencias de los últimos meses y las dificultades que estamos atravesando”.
“Tenemos meses difíciles por delante, pero nuestro objetivo sigue siendo el mismo desde el primer día: nuestra meta es y va a seguir siendo siempre reducir la pobreza”, dijo.
Próximamente, el 28 de marzo, el Indec informará los índices de pobreza e indigencia a partir de los valores del segundo semestre y allí habrá oportunidad de valorar la incidencia de la inflación de acelerada.
En igual sentido, a finales de diciembre, el Observatorio Social de la Universidad Católica Argentina informó que en su medición para el tercer trimestre, el índice de pobreza aumentó a 33,6% desde el 28,2% de julio-septiembre de 2017.
Sin embargo la indigencia se mantuvo casi sin variantes, aumentó sólo 0,4 puntos porcentuales, a 6,1%.
El Indec informó que en el primer semestre del año, el índice de pobreza alcanzaba a 27,3% de las personas, y la indigencia a 4,9%.

Artículos destacados