El nuevo Banco Central coordinará sus políticas con el Poder Ejecutivo

La presidenta Cristina Fernández anunció ayer que la actual titular del Banco Nación, Mercedes Marcó del Pont, será la nueva presidenta del Banco Central, en reemplazo del removido Martín Redrado cuyo desplazamiento fue aconsejado por la comisión bicameral especial que integraron el vicepresidente Julio Cobos y los diputados Gustavo Marconato (oficialista) y Alfonso Grat-Gay (Coalición Cívica).

La Presidenta hizo este anuncio además del de la creación de un Consejo Económico, que estará integrado por quien ostente la titularidad del BCRA y la autoridad de la cartera de Economía, a fin de “articular la gestión”.

La medida va en línea con la reforma presentada en el Congreso por Marcó del Pont en 2007, de la Carta Orgánica de la máxima entidad monetaria.

En efecto y según reza la normativa vigente, “la misión primaria y fundamental del Banco Central es preservar el valor de la moneda” y en la “formulación y ejecución de la política monetaria y financiera, el Banco no estará sujeto a órdenes, indicaciones o instrucciones del Poder Ejecutivo nacional”. Sin embargo, de acuerdo con el proyecto de ley presentado por la actual titular del Banco Nación, en caso de aprobarse la reforma, “en la formulación y ejecución de las políticas monetaria, financiera y cambiaria el Banco coordinará su cometido con el Poder Ejecutivo Nacional, sin estar sujeto a órdenes, indicaciones o instrucciones de este último respecto del manejo de los instrumentos de su competencia”.
Al parecer, la Presidenta, en el afán de evitar “perder tiempo”, crea de hecho una comisión que articule la gestión del Central en función de la política económica establecida por el Gobierno y evita así el paso de la reforma de la Carta Orgánica por el Congreso.

Nuevas Medidas de Aislamiento/Noviembre

Cuestión de tiempo
Al referirse a los resultados de la comisión parlamentaria que aconsejó la remoción de Redrado, Cristina opinó que “se perdió mucho tiempo para llegar al mismo resultado”. “He firmado hoy (por ayer) el decreto 189 que reemplaza el número 18 y que confirma la remoción del presidente del Banco Central, pero en realidad les diría que, entre la decisión adoptada el 7 de enero y ahora, ha transcurrido casi un mes y el resultado es exactamente el mismo”, indicó Cristina en el transcurso de una conferencia de prensa brindada en Casa de Gobierno.

La jefa del Estado agregó que “es como aquella frase que dice: ‘tanto correr para llegar a ningún lado’ o, en este caso, al mismo lado”, y en ese sentido reclamó que “esto que ocurrió nos plantea la necesidad de visualizar el rol de las competencias de los poderes”.

En ese marco subrayó que “a veces el excesivo ritualismo que se utiliza como instrumento, más que colaborar con la verdad obstruye las instituciones porque queda claro que de acuerdo con las facultades de Poder Ejecutivo, quien tiene la potestad de remover al presidente del Banco Central es, precisamente, quien decide los destinos del país, en este caso, quien les habla”.

¿Y en el Nación?
Cristina también anunció la designación al frente del Banco Nación de Juan Carlos Fábrega, actual gerente general de la entidad.

Mar

Artículos destacados