lunes 22, abril 2024
El tiempo - Tutiempo.net
lunes 22, abril 2024

Todo listo para cerrar el acuerdo con EEUU por los dólares sin declarar

ESTADOS UNIDOS. Massa tiene buena relación con la política de ese país.
ESCUCHAR

El Gobierno planea firmarlo esta semana, para que se establezca un intercambio automático de información fiscal

Finalmente, el Gobierno espera firmar esta semana el acuerdo con Estados Unidos para que se establezca un intercambio automático de información fiscal entre ambos países. En su cruzada por conseguir dólares espera descubrir a los argentinos con cuentas no declaradas en territorio estadounidense a los fines de conseguir que tributen.

Según estima el Poder Ejecutivo, el dinero no declarado en cuentas de argentinos en el exterior asciende a una suma varias veces multimillonaria, “como mínimo 100 mil millones de dólares no declarados en divisas y bienes”, aseguró Carlos Castagneto, titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).

Cómo se llegó al acuerdo

En 2010, Estados Unidos promulgó la Ley sobre el Cumplimiento Fiscal relativa a Cuentas en el Extranjero (Fatca, por sus siglas en inglés), medida unilateral por la que los bancos en el extranjero que tuvieran cuentas de estadounidenses debían informar a la autoridad tributaria de ese país (el IRS).

No informar implicaba para los bancos una penalidad consistente en la retención de 30% de todos los pagos que reciban los bancos en cuentas de sus sucursales en Estados Unidos, lo que motivó la cooperación de los bancos.

Ante esta situación, muchos países comenzaron a pedir celebrar acuerdos por los que se comprometían a asegurar la aplicación de todas las cláusulas del Fatca en sus territorios a cambio de un trato recíproco.

Esos acuerdos bilaterales IGA (Intergubernamental Agreements) adoptaron dos modelos, uno a requerimiento y otro automático. El primero es el que está en vigor desde 2016 entre Estados Unidos y Argentina, año en que se lanzó el último blanqueo importante.

Con este modelo de IGA, la información de cuentas de argentinos en Estados Unidos no fluye hoy muy ágilmente por todos los requisitos que exige el IRS para cumplir con los requerimientos, entre los que se encuentran la identificación, la ubicación de la cuenta, el motivo y demostrar que el organismo argentino agotó todos los caminos para conseguir la información.

En cambio, el IGA automático que se anunciará permitirá que el IRS envíe en forma periódica, como lo hacen los otros países en el marco de la OCDE, información sobre los intereses cobrados y los dividendos percibidos en entidades de EEUU por ciudadanos argentinos.

¿Cuándo empezará a regir el acuerdo?

Su puesta en marcha debe pasar por varios pasos antes, por lo que se puede tratar de meses. Como todos los acuerdos bilaterales con otros países, es necesario el intercambio de notas entre las cancillerías y otros trámites posteriores, lo que puede llevar a que sólo esté listo en los primeros meses de 2023, aunque se calcula que a fines de septiembre del año que viene Estados Unidos empezará a enviar detalles sobre las cuentas no declaradas de argentinos.

El principal escollo, sin embargo, es que la AFIP deberá pasar por una prueba de seguridad informática, antes de lo cual el nuevo IGA no va a entrar en vigor. EEUU exige estándares de seguridad informática muy rigurosos que en Argentina son una asignatura pendiente, con fuerte control del ciberdelito, ver cómo se resguarda la estructura de la base de datos de la AFIP y que no haya fugas de información sensible.

Este punto es delicado, habida cuenta de la gran cantidad de filtraciones de información pública en Argentina. que incluyeron el Registro Nacional de las Personas (Renaper), el Poder Judicial de Córdoba, el Ejército Argentino, la Policía Federal y muchos otros organismos.

¿Por qué Massa está interesado en el acuerdo?

Frente a la dificultad para evitar el ajuste fiscal que irrita al kirchnerismo por contradecirse con su discurso histórico, el ministro de Economía, Sergio Massa, apunta a dar con los dólares que “se fugaron” durante la gestión anterior, tal el mantra con que el oficialismo carga las culpas en los cuatro años previos a la llegada de Alberto Fernández a la Presidencia.

El propio ministro anticipó días atrás que, en el marco de este convenio con los Estados Unidos, buscará aplicar el espíritu de un proyecto de ley presentado algunos meses atrás por el senador Oscar Parrilli, estrecho colaborador de la vicepresidente Cristina Fernández, para ir en búsqueda de fondos y bienes sin declarar y crear un fondo especial para pagarle al Fondo Monetario Internacional (FMI). De este modo, Massa pretende acercarse a la líder del espacio.

La iniciativa, que se denominó coloquialmente como “Fondo para el Fondo” o “impuesto a la fuga”, les da un plazo de seis meses a las personas que no hubieran declarado esos bienes para que lo hagan voluntariamente y paguen una alícuota de 20% de lo exteriorizado, en una suerte de blanqueo de capitales. Se aprobó en el Senado pero quedó frenado en la Cámara de Diputados.

Ahora, Massa intenta usar el acuerdo de intercambio de información con Estados Unidos para adoptar y reformular esa idea: un blanqueo con una alícuota especial y algún incentivo para quienes declaren sus dólares «negros» voluntariamente, que tendría como fechas límites el 30 de junio y el 30 de septiembre, mismo día en que el Gobierno recibirá la información del IRS. La alícuota y las penalidades están todavía bajo análisis.

“Estados Unidos no será más guarida de argentinos que quieran evadir impuestos”, sentenció Massa días atrás en una entrevista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leé también

Más populares

Sin contenido disponible

¡Bienvenid@ de nuevo!

Iniciá sesión con tu usuario

Recuperar contraseña

Ingresá tu usuario o email para restablecer tu contraseña.

Are you sure want to unlock this post?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?