Para Apyme se trató de una “verdadera caza de brujas”

Gabriel Tobal. Presidente de Apyme Córdoba.

La delegación local de la Asociación de Pequeñas y Medianas Empresas (Apyme) emitió un comunicado -firmado por su presidente Gabriel Tobal- en el que manifestó su “incertidumbre ante la clausura indiscriminada de pequeños y medianos comercios” del centro de la ciudad.

Asegura que un porcentaje “significativo de comercios sufrió los embates punitivos del gobierno municipal del intendente Ramón Mestre tras sufrir atropelladamente un operativo de inspección que dejó un tendal de clausuras a pequeños comercios”.

“Los encargados de los operativos notificaron que se debió, principalmente, a habilitaciones vencidas”. Sin embargo, para los damnificados, fue “una puesta en escena para tapar los profundos desaciertos de la actual gestión” municipal.

“Según comprobó Apyme a través de un relevamiento realizado entre sus asociados, los comercios perjudicados por este operativo fueron clausurados sin intimaciones previas, poseyendo constancias de trámites de renovación de habilitación en curso. Muchos de ellos penan desde hace tiempo, día tras día, por conseguirla pero por desajustes ineficientes y burocráticos no lo consiguen. ¿Así es como les ‘pagan’? La administración municipal no da soluciones a una problemática antigua en esta ciudad y, para peor, en un complicado contexto de baja de ventas, decide una verdadera ‘caza de brujas’”, se indicó.

Apyme dijo sentirse “muy dolido por esta situación”, pues, fue una de las instituciones impulsoras de la creación de una Ventanilla Única para simplificar los trámites de habilitación de negocios, con el objeto de reducir obstáculos y, de esa manera, cuidar y fomentar el sustento y desarrollo pyme. “Incluso, cuando se puso en funcionamiento el trámite simplificado el año pasado, esta entidad lo promocionó a través de charlas, por ejemplo, con el director de Habilitación de Negocios municipal”, se agregó.

“Llama la atención el megaoperativo impulsado por el Ejecutivo. La causa de las clausuras es la consecuencia de su ineficiencia. Hoy, cientos de trabajadores y pymes se ven perjudicados por una gestión que intenta tapar el sol con las manos, seleccionando como víctimas a los más desprotegidos en el sector pyme”, se agregó en el comunicado.

En este sentido, la entidad exigió el restablecimiento de la situación de muchos de los damnificados, y “una pronta normalización del servicio de habilitación”.

Artículos destacados