viernes 24, mayo 2024
El tiempo - Tutiempo.net
viernes 24, mayo 2024

Massa convocó a metalúrgicos cordobeses y hay expectativa por soluciones

ESCUCHAR

Habrá una reunión con representantes de las Cimcc y delegados de otras cámaras empresarias que en noviembre pasado pidieron una audiencia, advirtiendo que se iban a cerrar empresas si no se resolvía la situación. El cónclave será la semana próxima

El ministro de Economía, Sergio Massa, convocó a los metalúrgicos cordobeses y a delegados de las entidades empresariales locales que reclamaron en noviembre pasado la intervención del Ministerio para resolver la ya larga problemática vinculada a la imposibilidad de acceder a insumos importados para la producción nacional de bienes y servicios.
La convocatoria a una reunión para analizar el tema y encontrar vías de solución es para la semana próxima y su conocimiento, recibido este jueves por las autoridades de la Cámara de Industriales Metalúrgicos y Componentes de Córdoba (Cimcc) generó entusiasmo en el sector, aquejado desde 2020 por restricciones a acceso a dólares para pagos al exterior, a lo que se sumó en el último año la exigencia de un plazo de pago de 180 días a partir de la recepción de la mercadería así como otros problemas administrativos que surgieron en los últimos tres meses de 2022 por la aplicación del nuevo Sistema de Importaciones de la República Argentina (SIRA), «que no estaba funcionando” en esos meses y que sigue generando recelos en distintas actividades industriales.
A pesar de que el Gobierno nacional instrumentó mecanismos para atender uno a uno los casos de empresas que presentaron inconvenientes graves en su cadena de producción derivados de estas circunstancias y de que en muchos casos se fueron resolviendo las problemáticas planteadas, «hay sectores de la actividad industrial que por su estructura productiva dependen de modo periódico y permanente de la llegada de insumos desde afuera y que requieren de una solución de iguales caracteres», explicó Pablo Camacho, gerente de la Cimcc, al ser consultado este jueves por Comercio y Justicia.
De modo que el actual modo de acción gubernamental «es solución para algunos casos, para algunas empresas que tienen problemas puntuales con algunos insumos o por la importación de maquinarias, pero no es solución por ejemplo para el sector automotriz o autopartista«, precisó el dirigente empresarial, donde la relación productiva y comercial con proveedores externos es periódica, no eventual.
Esta problemática termina generando una serie de consecuencias que afectan económicamente a ramas productivas de la mayor importancia para el país. La extensión del plazo de repago a 180 días genera tensiones con los proveedores externos; la falta de acceso en tiempo, forma y volumen a los dólares del Mercado Único y Libre de Cambios (MULC) aumenta costos diversos y se provocan otros problemas. Algunas empresas optan por trabajar con dólares del Mercado Electrónico de Pagos (MEP, cuyo valor está alejado del dólar oficial pero es menor al del dólar «blue») «pero hay empresas, como las automotrices pero hay muchas otras además, que no pueden trabajar con el dólar MEP porque la estructura de costeo del producto final está atada al dólar oficial«.
Los dirigentes metalúrgicos cordobeses reconocen que en los últimos meses se vienen realizando anuncios de inversiones productivas muy importantes para la cadena industrial del Gran Córdoba, en especial para autopartistas, «sin embargo los anuncios son una cosa y su ejecución es otra. Si la ejecución concreta depende de situaciones que no se resuelven, llegamos a cuellos de botella que vacían de contenido los anuncios». Se trata de extremos «que no podemos darnos el lujo de darnos, ya que estamos perdiendo negocios futuros, estamos extinguiendo oportunidades que podrían redundar en más producción, más trabajo y más ingresos», advierten desde la Cámara que agrupa a los metalúrgicos de Córdoba y Gran Córdoba.
Por supuesto, el problema de fondo es la sed de dólares que presenta la economía nacional en un momento donde se están teniendo altas tasas de inversión, pero donde los dólares no están porque si bien las exportaciones aumentan, suben tanto o más las importaciones y el sector agropecuario, tradicional generador de dólares para la economía, está liquidando ventas a cuentagotas. De hecho, las liquidaciones del último mes, febrero, fueron las más bajas de los últimos 19 años, anticipando más dolores de cabeza a la industria para el actual mes de marzo.
Al menos entre las empresas industriales del Gran Córdoba, todo esto se viene sufriendo con pesimismo, ya que no se palpaban soluciones definitivas, pero el llamado de este jueves del Ministerio de Economía y la apertura de la puerta a una reunión con Massa y eventualmente con el secretario de Desarrollo Productivo, José Ignacio De Mendiguren, modificó el marco de expectativas de todo el sector.

¿Qué dijeron en noviembre?

«No tenemos más margen»; «estamos en situación terminal»; «la supervivencia de nuestras empresas está en jaque«; «no sobreviviremos a la regulación actual del mercado de cambios», fueron algunas de las frases que se escucharon en la mañana del lunes 14 de noviembre en el auditorio del hotel que el Automóvil Club tiene en Córdoba Capital.
La convocatoria de la Cimcc logró el acompañamiento de 20 cámaras y entidades empresariales y la presencia de representantes de la Provincia en el Congreso de la Nación. Los empresarios buscaron presentar a los políticos un documento en el que detallaron cuál es la problemática que está provocando el freno de la industria, qué necesitan de ellos y qué pasará si no se encuentra una solución inmediata a una situación que fue descripta con un diagnóstico lapidario: así, con el actual acceso a los dólares oficiales y con el actual control de importaciones, prácticamente no se puede producir, advirtieron.
Por supuesto, mucha agua pasó bajo el puente desde aquel acto. El Gobierno cerró acuerdos externos que trajeron dólares; se aplicaron dos versiones del «dólar soja»; se corrigieron inconvenientes del SIRA y se abrió una mesa de trabajo con la Unión Industrial Argentina (UIA) y con la Asociación de Industriales Metalúrgicos de ls República Argentina (Adimra) para atender y resolver caso por caso los problemas planteados.
Sin embargo, ya en diciembre hubo paradas «técnicas» de terminales automotrices y otras empresas, por cortes en cadena de producción por falta de insumos. En la segunda quincena de enero sucedió lo mismo y en febrero se autorizaron una gran cantidad de pedidos de dólares para insumos y de bienes intermedios. Así es como llegamos a un inicio de marzo que anticipa otra ronda de problemas productivos y de allí los reclamos del sector.

Una buena: consultas SIRA accesibles

En medio de todo esto, la AFIP anunció este jueves la puesta en marcha de una función para consultar el estado de las SIRA desde la aplicación Mi AFIP, accesible por celular o computadora.
La evolución de las gestiones iniciadas en el Sistema de Importaciones de la República Argentina pueden ser monitoreadas en tiempo real: «Pueden consultar en qué estado está cada una de las SIRA, si están aprobadas o no; si están observadas o en análisis; y en qué lugar están, por ejemplo en la AFIP o en la Aduana», señalaron fuentes del organismo recaudador, accesible desde Mi AFIP «con clave fiscal, más allá de los agentes aduaneros» que tengan las empresas.
En lo que respecta al sistema, que se puso en marcha el 17 de octubre pasado con el objetivo de aumentar el control y mejorar los plazos de pago para las pymes, las fuentes dijeron que «viene bien», ya que «se ha actualizado y se están liberando mucho más» importaciones, con el fin de «que no se pare la productividad».

Paritaria del 110%

Recordemos que la paritaria de los trabajadores metalúrgicos, cuya cláusula de revisión se encontraba abierta hasta diciembre, se cerró en ese mes con una mejora anual total del 110%, del período abril 2022-marzo 2023, acordada entre la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) y las cámaras empresarias de la actividad.
Al 65% de mejora ya obtenida hasta diciembre, se sumó otro 45%, a cobrarse en 4 tramos: 11% en diciembre, otros tantos en enero y febrero y 12% en marzo. Fue una de las (escasas) paritarias que le ganó por dos cifras a la inflación anual.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leé también

Más populares

¡Bienvenid@ de nuevo!

Iniciá sesión con tu usuario

Recuperar contraseña

Ingresá tu usuario o email para restablecer tu contraseña.

Are you sure want to unlock this post?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?