Macri echa a Prat-Gay, desdobla Economía y nombra a un ortodoxo

“Por diferencias en el diseño del funcionamiento del equipo”, el Presidente asciende al secretario de Finanzas, Luis Caputo, y le abre la puerta a un economista que cree necesario bajar el déficit, combatir el empleo “en negro” y aplicar reformas urgentes, entre ellas (en junio pasado) privatizar dos centrales eléctricas y vender acciones de Anses

Por “diferencias en el diseño del funcionamiento del equipo”, el presidente Mauricio Macri le pidió la renuncia al ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay, y decidió que esa cartera se divida en dos: al frente del Ministerio de Finanzas queda el secretario del área, Luis Caputo, y nombró ministro de Hacienda al economista ortodoxo Nicolás Dujovne.
La decisión de Macri no fue consecuencia de “diferencias sobre la política económica” sino que “se trató, en todo caso, de una discusión del diseño organizacional del Gobierno, y respecto al proceso de toma de decisiones”, dijo  el jefe de Gabinete, Marcos Peña, en una conferencia de prensa que ofreció ayer, durante la cual destacó los “logros” de la gestión de Prat-Gay al frente del Ministerio de Hacienda y Finanzas.
Los rumores de alejamiento sonaban desde hacía un mes, enmarcados en la demora en la reactivación económica prometida por Macri para fin de año, pero se profundizaron en las dos últimas semanas luego de la derrota en el parlamento del proyecto para reformar el impuesto a las Ganancias que había elaborado Prat-Gay, volteado por la oposición en el Congreso.
Según trascendió en algunos medios de prensa, Macri le ofreció a Prat-Gay que siga colaborando con el Gobierno como embajador argentino ante la Unión Europea (UE). Lo habría hecho ayer, luego de que Peña le pidió la renuncia, en el marco de una reunión que mantuvieron en Villa La Angostura, donde el Presidente descansa con su familia.
Hoy pueden conocerse precisiones en la conferencia de prensa en la que Prat-Gay hablará sobre el cierre de su gestión y el resultado fiscal de 2016.

Nuevo “funcionamiento”
Las designaciones de Dujovne y Caputo, quienes asumirían la próxima semana, dotan de un perfil más técnico al equipo económico, según la visión de economistas de distintas tendencias, quienes esperan un menor gradualismo en la instrumentación de medidas y un mayor control del gasto público.
“El cambio transforma las dos posiciones, tanto Finanzas como Hacienda, en ministerios más técnicos y menos políticos. Prat-Gay tenía una visión política muy fuerte de las cosas”, dijo el economista Miguel Kiguel.
Lo cierto es que Dujovne, cuando aún no sabía que sería ministro, postulaba y escribía en diferentes columnas periodísticas que para que la economía arranque es necesario bajar el déficit, combatir el empleo informal y aplicar “reformas urgentes”, dentro de las cuales sugería que, para obtener recursos, el Gobierno privatice dos centrales eléctricas y venda acciones de la Admnistración Nacional de la Seguridad Social (Anses), lo cual habla a las claras de un perfil más ortodoxo.
“La economía va a arrancar, aunque sea más tarde de lo esperado. Pero con una situación social angustiante, la agenda de reformas es urgente”, había alertado en una nota periodística.
Asimismo, había señalado que “si el Gobierno lograra mantener el gasto congelado en términos reales por cinco años y la economía creciera 3% por año, el gasto en relación con el PIB (producto interno bruto) bajaría de 45% a 39% en 2021”.
Por otra parte, había evaluado que el Gobierno “perdió la oportunidad” de tomar una medida “revolucionaria”: “hacer dos blanqueos a la vez: el de activos no declarados de la clase alta y el de incorporar a la economía blanca el empleo informal de los sectores más desprotegidos”.
Para Dujovne, “con los datos que conocemos no se pueden explicar la magnitud de la baja del consumo ni el estancamiento del tercer trimestre. La explicación se encuentra, tal vez, en los datos que no conocemos. Y ello nos conduce a la economía informal”.
Y dijo: “El 35% de los trabajadores argentinos son informales. Su sueldo promedio es menos de la mitad que el que reciben los empleados en blanco. En la economía informal el desempleo es muy alto: de los 1,2 millones de desocupados que relevó el Indec en el segundo trimestre, la gran mayoría provenían de actividades informales”.
Y en esa oportunidad resaltó que “es inviable para un país, e injusto para quienes lo sufren, que 35% del empleo sea informal.

Repercusiones

Nuevas Medidas de Aislamiento/Noviembre

Daniel Funes de rioja – Presidente de la Copal

«Supongo que se pondrá más acento en la reforma tributaria, coherente con la demanda de competitividad».

Osvaldo Cornide – Presidente de CAME

«Confiamos en que sea un puntapié más para empujar la actividad y el empleo. Todo cambio genera expectativas».

Alberto PrÍncipe – Presidente de la Cámara del Comercio Automotor

«El sector está esperando cambios para mejorar los volúmenes, particularmente, del mercado de los coches usados».

Néstor Pitrola – Diputado del Frente de Izquierda y los Trabajadores

«El capital financiero beneficiario de la bicicleta y el dólar futuro se
hace cargo más directamente».

Eduardo De Pedro – Diputado del Frente para la Victoria (FpV-PJ)

«No es un cambio de nombres lo que necesita el país sino un cambio urgente del modelo económico».

Artículos destacados