Schiaretti recibió sólo $264 millones y ahora provincias buscan crédito para afrontar la crisis

La Nación envió apenas $264 millones a Córdoba.
Son Aportes del Tesoro Nacional (ATN). Córdoba tiene $6 mil millones de acreencias, pero no hay certeza de que se vayan a liberar. Los gobernadores buscarán que el Banco Central flexibilice normas para poder gestionar préstamos para financiar gasto corriente

 

 

Alfredo Flury aflury@comercioyjusticia.info

El Gobierno nacional giró a Córdoba apenas 264 millones de pesos en concepto de Aportes del Tesoro Nacional (ATN), cifra que se replicará en abril y que representa, en total, menos de 10 por ciento del total de acreencias que tiene la provincia por ese concepto.
Se trata de un paliativo insignificante en medio de la crítica situación de las provincias que acusan una drástica caída de la recaudación desde que se desató la crisis por el coronavirus.
En ese marco, fuentes consultadas por Comercio y Justicia aseguraron que las provincias solicitaron al Gobierno que el Banco Central (BCRA) flexibilice las normativas regulatorias para que los estados federales puedan tomar créditos en el sistema financiero.
Es una alternativa frente a la crisis. Actualmente, las entidades financieras tienen un cepo regulatorio que les impide prestar más de determinado monto al sector público. Concretamente, pueden prestar hasta un porcentaje de la Responsabilidad Patrimonial Computable (RPC).
En el caso de Córdoba, la idea es que no sólo el Banco de Córdoba pueda prestarle a la Provincia sino también que también lo haga el resto de las entidades privadas, llegado el caso.
En rigor, Bancor puede adelantar fondos para el pago de sueldos pero esos recursos deben restituirse en un plazo de una semana.
El planteo de las provincias confirma el momento crítico que atraviesan.
El Gobierno nacional también debería modificar la Ley de Responsabilidad Fiscal. Por un lado, para la tramitación de fondos para obras y bienes de capital. Pero también respecto al límite de endeudamiento de las provincias. Parece algo lógico y, a esta altura, casi de cajón. ¿Quién, en estas circunstancias, podría oponerse a quebrantar una norma que pone límites a la toma de deuda? Todos necesitan fondos y la letra de esa ley hoy es letra muerta. Por lo demás, los 264 millones de pesos que le corresponden a Córdoba, enviados en esta primera instancia, representan poco más de dos por ciento de la masa salarial bruta que debe afrontar la Provincia desde la semana próxima.
“Para los sueldos de marzo hay fondos, después habrá que ir siguiendo el día a día”, admitieron fuentes del Ejecutivo a este medio.
Nada hace suponer que la situación vaya a variar en abril. De hecho, probablemente hoy el presidente Alberto Fernández anuncie la extensión de la cuarentena hasta mediados de abril.
De ser así, la recaudación seguirá en picada. De dónde saldrán los fondos para poder pagar los salarios u otras prestaciones básicas es una pregunta que actualmente no tiene respuestas.
Difícilmente el crédito bancario pueda sumar el monto necesario para atender la situación. Tal vez lo pueda hacer por un mes más. Pero no en adelante si es que la situación no cambia.
En ese contexto, ayer las fuentes contactadas volvieron a relativizar la posibilidad de emitir cuasimonedas. De todas formas, esa herramienta está siempre latente para sumar liquidez en un momento en el que no hay recursos movilizados.

De Pedro confirmó envíos
El giro de fondos en concepto de ATN fue confirmado ayer por el Ministerio del Interior de la Nación.
Concretamente, la cartera política señaló que comenzó a girar los primeros montos a las provincias para ayudar a paliar los efectos de la pandemia de Covid-19.
En ese marco, se transferirán esta semana 3 mil millones de pesos y 3 mil más los primeros días de abril mediante ATN, además de financiamientos por 65 millones de dólares por intermedio de organismos multilaterales y préstamos por 2.500 millones de pesos para destinar al sistema salud.
El Ministerio del Interior instrumentó la entrega de los fondos con el fin de fortalecer los sistemas sanitarios y las finanzas de las provincias en el marco de las demandas por la emergencia sanitaria decretada por el coronavirus.
Al respecto, el ministro del Interior, Enrique “Wado” de Pedro, destacó que es “fundamental” coordinar acciones y asistencia con las provincias y municipios para dar respuestas a los ciudadanos. “El sistema de salud debe fortalecerse en todo el país, y por eso también trabajamos para disponer en toda la Argentina de camas tanto hospitalarias como no hospitalarias para garantizar respuestas ante esta pandemia”, afirmó.
Las medidas se adoptaron luego que, a instancias del ministro, la secretaria de Provincias, Silvina Batakis, y el secretario de Interior, José Lepere, mantuvieran una videoconferencia con funcionarios de Hacienda de todo el país para conocer la situación de los distritos.
En ese marco, el Gobierno habilitó un desembolso por 3 mil millones de pesos en ATN, que se distribuirán por índice de coparticipación (80%) y en base al Índice de Población, en consenso con los ministerios de Salud y de Desarrollo Social (20%).
Por otra parte, en cuanto a las líneas crédito, se dispuso un préstamo del Fondo Fiduciario Federal de Infraestructura Regional (FFFIR) para financiar vía PAMI obras que permitan la finalización del hospital del Bicentenario de Ituzaingó, Policlínico 2 de Rosario y la Unidad Asistencial Milstein de la Ciudad de Buenos Aires, a los que suma el financiamiento previsto para el complejo hospitalario de la Ciudad de Formosa y la construcción del hospital de Chilecito en La Rioja.
En cuanto a la asistencia financiera de organismos multilaterales, el Ministerio del Interior junto a la Secretaría de Asuntos Estratégicos prevé otorgar a los 24 distritos 65 millones de dólares a través de la CAF y Fonplata, en una primera etapa con un millón por jurisdicción con el fin de apoyar los sistemas sanitarios, fortalecer las acciones de protección y asistencia de grupos vulnerables y, a la vez, seguir sosteniendo el impacto de las medidas de aislamiento social preventivo.
En el caso de Córdoba, representan 65 millones de pesos al valor actual del tipo de cambio.
Ninguna referencia se hizo en el comunicado a las versiones respecto al tema de la emisión de cuasimonedas. Es lógico que así sea. Nadie en el Gobierno nacional va a hablar de emitir papeles. Pero el tema está en permanente análisis aunque como salida de última instancia.
“Por ahora, nadie tiene en carpeta salir con bonos”, aseguró un informante a este medio.
Pero eso es sólo por ahora.
Ayer, en una conferencia de prensa brindada por el Comité de Crisis Provincial, el ministro de Economía de Chubut, Oscar Antonena, admitió que esa provincia se encuentra complicada.
“Estamos en una situación grave respecto de los recursos, que caen de manera significativa”, dijo Antonena. Y agregó que Chubut “recibe regalías, coparticipación y posee los ingresos propios, y todos se ven afectados por esta crisis”.
“Entendemos que todos los agentes están esperando sus salarios, pero hay una realidad concreta y objetiva y es que no tenemos ingresos suficientes para poder enfrentar todas las obligaciones”, admitió el titular de la cartera económica provincial.
El gobernador de esa provincia, Mariano Arcioni, no pudo pagar la totalidad de los sueldos, ya en febrero pasado.
Por lo demás, Antonena le bajó el tono a la posibilidad que deslizó el ministro de Gobierno de esa provincia, José María Grazzini, quien dio que “vemos que empezar a emitir cuasimonedas no es una locura”.
Sobre ese punto, el ministro de Economía dijo que “en este momento no se piensa en una cuasimoneda”.

Artículos destacados