El campo decidió volver a la mesa de negociaciones levantando el paro

Poco después de las 21.30, Mario Llambías (CRA), tras cuatro horas de reunión, anunció la decisión de la Mesa de Enlace agropecuaria de levantar la medida de fuerza que implicó no vender granos, la que se extendió por dos meses.
No obstante el fin del lockaut, los ruralistas sostuvieron que sigue vigente el “estado de alerta y movilización” a la espera de iniciar las negociaciones con el Gobierno nacional, lo que se espera ocurra el próximo miércoles.

Por su parte, el presidente de la Federación Agraria, Eduardo Buzzi, dijo que esperan ahora un gesto del Gobierno para reanudar la mesa de diálogo: "Espero que no nos defrauden", definió. "Hay una oportunidad para que el Gobierno muestre qué piensa hacer con las retenciones, con los lácteos, con las economías regionales…", advirtió. Además, Buzzi ratificó que se mantiene la convocatoria del 25 de mayo para un acto de los ruralistas en Rosario. “Estamos de paro porque ahí nos llevaron”, buscamos “volver a la racionalidad”, sotuvo el dirigente y pidió “no más manoseos”. En tal sentido, Luciano Miguens (Sociedad Rural), dijo que las entidades "esperan que el gesto tenga una respuesta acertada".

Los dirigentes explicaron que durante no hubo ningún tipo de contacto con funcionarios del Gobierno y que esperan que “los llamados se reanuden mañana” (por hoy). No obstante, se especula desde fuentes periodísticas, con que existieron intensas conversaciones al más alto nivel gubernamental para gestionar el fin de la medida.
Uno de los temas que tendrán los dirigentes por solucionar es la cuestión de los grupos más radicales a la hora de levantar el paro. Por ejemplo, en Gualeguaychú afirmaban anoche: "Las bases no levantan el paro".

La hora del diálogo

Muchos sectores se sumaron a solicitar el fin de las medidas y el comienzo de las negociaciones para destrabar un conflicto que tuvo un fuerte impacto, tanto económico como institucional. Durante la jornada de ayer, la Conferencia Episcopal Argentina (CEA) expresó que "se hace necesario y urgente" que el Gobierno y las entidades del campo "lleguen a un acuerdo" en el marco de la protesta que llevan adelante las entidades agropecuarias, en rechazo de las retenciones móviles aplicadas por el Ejecutivo. En un comunicado de la comisión ejecutiva de la CEA, que preside el cardenal Jorge Mario Bergoglio, los obispos señalaron que "en estos momentos de tensión se hace necesario y urgente que el Gobierno y las agrupaciones representativas del campo lleguen a un acuerdo" y agregaron: "Lo necesitamos todos los argentinos, pero particularmente los pobres, que son quienes más sufren las consecuencias de esta situación".

Artículos destacados