Home  >   RRHH   >   La OIT reconoció a las cooperativas como generadoras de empleo decente

La OIT reconoció a las cooperativas como generadoras de empleo decente

cooperativas

Fueron mencionadas en la revisión de la recomendación histórica sobre  la paz y la resiliencia, de la Organización Internacional del Trabajo

Las cooperativas fueron mencionadas en la revisión de la recomendación histórica sobre empleo y trabajo decente para la paz y la resiliencia, de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).
En el documento, se reconoce el papel de las cooperativas como empresas sostenibles en la provisión de oportunidades que generan empleo y trabajo decente en todo el mundo.
La Conferencia Internacional del Trabajo, que se llevó a cabo el mes pasado en Ginebra, Suiza, aprobó la revisión de la Recomendación sobre Empleo y Trabajo Decente para la Paz y la Resiliencia. El texto dice que “al permitir la recuperación y construir la resiliencia, los países deberían adoptar e implementar una estrategia comprensible y sostenible de empleo para promover un empleo pleno, productivo y escogido libremente y el trabajo digno para los hombres y mujeres,” concretamente mediante “la creación o restauración de un medio de apoyo para las empresas sostenibles, incluyendo la promoción de las iniciativas de economía social, con un enfoque particular en iniciativas para facilitar el acceso al financiamiento”.
La Alianza Cooperativa Internacional (ACI), organización que agrupa al movimiento de la economía social en todo el mundo, declaró que ve positivamente el desarrollo de este debate en los organismos internacionales, tomando en cuenta que, junto con la Recomendación 193 de la OIT sobre la Promoción de las Cooperativas, el texto ayudará a justificar la promoción del desarrollo de esta alternativa de organización de la economía en muchos países afectados por guerras o incluso por desastres naturales. Los representantes de la ACI participaron en la Conferencia Internacional del Trabajo, en la cual tuvieron la oportunidad de conocer e intercambiar opiniones con oficiales de la OIT y de gobiernos, empleadores y representantes de sindicatos, no sólo con respecto al asunto de la paz y la resiliencia sino también sobre otros asuntos tales como el papel de las cooperativas en la discusión sobre el futuro del trabajo y la migración laboral. Las políticas generales de la OIT están fijadas por la Conferencia Internacional Laboral, que se reúne cada año en junio, en Ginebra. Ella reúne a delegados de gobiernos, trabajadores y empleadores de los Estados miembros. Llamada frecuentemente “un parlamento internacional del trabajo”, la conferencia establece y adopta los estándares internacionales de trabajo y es un foro para debatir asuntos sociales y laborales muy importantes. También fija el presupuesto de la organización y elige un consejo de administración.
Este nuevo reconocimiento de la OIT llega además a pocos días de la celebración, por más de 150 millones de cooperativistas en todo el mundo, del Día Internacional del Cooperativismo, el primer día del mes. En el subcontinente lationoamericano se celebró bajo el lema “Las cooperativas aseguran que nadie se quede atrás”, recordando en un documento que “es importante señalar que la desigualdad de las rentas no es el único problema al que se enfrenta el mundo. Las mujeres en concreto y los grupos minoritarios a menudo ven cómo se les deniega el acceso a actividades esenciales para mejorar su situación de vida. La no discriminación definida en los principios cooperativos es multidimensional: de género, social, racial, política y religiosa, lo que garantiza que nadie se quede atrás”.
A pesar de los embates de las crisis económicas globales “y del discurso dominante del capitalismo como única fórmula empresarial, las cooperativas se han mantenido vigentes como un modelo alternativo altamente sostenible y centrado en las necesidades de la gente”, declaró la zonal América de la ACI. “En las regiones rurales y en las zonas urbanas, con colectivos de trabajadores y trabajadoras de sectores muy diversos, brindando soluciones de consumo, servicios públicos o ahorro y crédito, las cooperativas generan trabajo y contribuyen a la distribución de la riqueza bajo criterios de eficiencia y solidaridad”, recordó el documento cooperativo. Para la ACI, “en un momento en el que la desigualdad de las rentas crece en todo el mundo, es bueno recordar que existen soluciones para ello. El modelo de cooperativa se destaca entre todas”.
Las actividades de celebración del Día del Cooperativismo fueron variadas en el país y el continente. En Córdoba, las Federaciones de Cooperativas y el Banco Credicoop organizaron una mesa de debates con el tema “El cooperativismo en la coyuntura actual”. Mientras que las niñas y los niños del Club de La Tablada, de Salto (Uruguay), presentaron un video en el que comparten los principios cooperativos y la forma en que los viven en su cooperativa escolar. Esta organización participó en Córdoba de un encuentro de cooperativas escolares que reunió a representantes de más de 180 organizaciones de este tipo, sólo por contar las de Córdoba.