Sorprende baja de insumos de obra pública pero igual acumulan alzas superiores a 100%

En octubre, de los 46 rubros medidos, 23 registraron reducción de precios. Sin embargo, los principales -como el asfalto y el cemento- continuaron con fuertes subas. El movimiento se verifica luego del incremento contundente de septiembre y de la baja del dólar

La mitad de los 46 insumos para obra pública medidos por el Gobierno provincial registró en octubre bajas importantes en sus precios, evolución que no tiene antecedentes al menos desde que comenzaron a medirse, en noviembre de 2015.
La reducción coincidió con la caída del dólar luego de tocar picos superiores a los 41 pesos en septiembre. De hecho, la aceleración de la divisa estadounidense observada dos meses atrás impulsó una contundente alza de los insumos de obra pública, con extremos de 35,87 por ciento pero con aumentos importantes en rubros claves como el asfalto, cemento y aceros que escalaron en rangos de entre 14 y 27 por ciento en aquel mes.
Sin embargo, la baja del dólar ocurrida ya a fines de septiembre y profundizada en octubre impactó también en varios de los insumos medidos que terminaron con caídas del 4,95 por ciento en el caso de los caños de PRFV.
De cualquier manera, más allá de la reducción en los precios de determinados productos, varios de los principales y de mayor incidencia continuaron su escalada aún con un dólar en baja. En tanto, los que bajaron de precio de todas maneras continúan mostrando incrementos acumulados en el año por encima de 100 por ciento, en algunos casos.
Las cifras aparecen reflejadas en el Índice de la Obra Pública (IOP) que mide la Dirección de Estadísticas y Censos de la Provincia y que exhibe los cambios en los precios medios de los insumos más relevantes utilizados y consumidos en los distintos tipos de obras públicas y se utiliza para la redeterminación de precios de los contratos adjudicados por el Gobierno provincial.

La evolución de esos rubros golpea de lleno en el costo de las obras en marcha, muy por encima de la evolución de la recaudación provincial en el mismo período, base para sostener el ritmo de los trabajos públicos en ejecución.
De acuerdo con los datos informados a octubre pasado, las bajas observadas correspondieron en su mayoría a insumos que en septiembre habían mostrado aumentos contundentes.
Así, el acero registró una reducción de 3,02 por ciento. Sin embargo, en septiembre había subido 26,9 por ciento. El aumento acumulado en el año alcanza 94,73 por ciento.
También cayeron 3,34 por ciento los precios del rubro “alambres, aluminio y cerámicos”. No obstante, la suba en 2018 alcanza 111,58 por ciento.
En línea con el acero, los tubos de acero mostraron una caída de 3,34 por ciento pero acumula 117,53 por ciento de incremento en los primeros diez meses del año.
En tanto, todos los rubros vinculados a las obras eléctricas que incluyen aisladores, conductores aéreos y subterráneos y empalmes y terminales, registraron bajas superiores a tres por ciento, luego de anotar incrementos de entre 27 y 28 por ciento el mes pasado.
Por lo demás, hubo insumos claves que continuaron en alza. Fue el caso de los asfaltos, que treparon 6,23 por ciento y acumulan en 2018 un aumento de 121,3 por ciento.
En tanto, el cemento se incrementó 7,23 por ciento y llega a 62,7 por ciento en 2018. También subió el hormigón, en este caso 6,41 por ciento y redondeó un alza de 53,43 por ciento en el año.
En tanto, rubros que en principio no tienen ninguna relación con el valor dólar, por ejemplo los áridos, subieron 2,26 por ciento y llegan al 38,2 por ciento en el año.
En cuanto a la mano de obra, casi no mostró variantes en octubre y lleva un aumento de 23,64 por ciento en 2018, por lejos el menor incremento de los 46 rubros que mide el indicador.
Finalmente, los combustibles se ajustaron 9,69 por ciento y llegan a 66,79 por ciento en 2018. En tanto, la tarifa eléctrica también subió, esta vez 5,71 por ciento y acumula un alza de 59,25 por ciento en el año.
La desaceleración mostrada en buena parte de los insumos para obra pública medidos por la Provincia, coincide con la evolución que mostró días atrás el Índice del Costo de la Construcción (ICC).

Bienes y servicios
En tanto, el Índice de Bienes y Servicios que mide mensualmente los cambios en los precios medios de los insumos más relevantes, utilizados y consumidos en las distintas contrataciones del Gobierno provincial, a diferencia de los vinculados a la obra pública, no registraron baja alguna. Por el contrario, los 13 que se relevan, aumentaron, entre ellos los insumos de limpieza que lo hicieron en 9,39 por ciento, los descartables 6,56 por ciento y los medicamentos 6,21 ciento. Los primeros acumulan en el año un alza de 50,9 por ciento, los descartables 80,58 por ciento y los remedios 36,01 por ciento.
Llama la atención la suba mostrada por el rubro combustibles que trepó 13 por ciento y acumula 60,99 por ciento en el año. El mismo rubro pero en el caso de la obra pública, había aumentado 9,69 por ciento y 66,39 por ciento en 2018.
Salvo que se tomen como referencia combustibles diferentes, la medición no debería tener diferencias.
El relevamiento del Índice de Bienes y Servicios, se calcula en base a la variación del precio medio del respectivo insumo, o como un promedio ponderado de las variaciones de los precios medios de una canasta de insumos.

Artículos destacados