miércoles 29, mayo 2024
El tiempo - Tutiempo.net
miércoles 29, mayo 2024

Pese al super cepo a las importaciones, la balanza comercial fue deficitaria en enero

ESCUCHAR

Así se desprende de los datos oficiales. Fuerte caída de las exportaciones del campo. También creció el déficit fiscal.

Las exportaciones argentinas cayeron 11,7% interanual para que la balanza comercial en enero vuelva a ser deficitaria. Así lo reveló el último informe del Intercambio Comercial Argentino (ICA), publicado ayer miércoles por el Indec.

Según detalló el instituto nacional de estadística y censos, durante el primer mes del año las exportaciones totalizaron $4.900 millones, mientras que las importaciones crecieron 2,5% a US$5.384 millones. De esta manera, la balanza comercial argentina interrumpió cuatro meses consecutivos de resultados positivos y fue deficitaria en US$484 millones, el peor registro mensual desde julio de 2018. Este registro es consecuente con una caída de la actividad registrada sistemáticamente desde julio de 2022.

El informe publicado ayer por el Indec muestra sin margen de dudas que la fuerte caída de las exportaciones se explica por un retroceso en las cantidades exportadas, ya que la variación por precios respecto del primer mes de 2022 fue positiva en 1,6%, mientras que la variación por cantidades mostró un retroceso de 13,3%.

Para las importaciones también puede verse una caída en cuanto a las cantidades, del 0,8% interanual. Sin embargo, esa merma se vio compensada por la variación de precios, que treparon 3,2% respecto del mismo mes del año anterior.

Al interior del rubro exportaciones se destaca especialmente la caída de los productos primarios, que se hundieron 42,5% respecto de enero de 2022. Esto guarda relación directa con la sequía y las liquidaciones de granos vinculadas a la segunda edición del llamado “Dólar soja”.

Entre las importaciones, por su parte, hubo fuertes caídas de casi todos los segmentos: de Bienes de capital (-12,3%), de vehículos (11,8%) y de Bienes intermedios (10,5%). La importación de combustibles y lubricantes, en tanto, dejó un incremento interanual del 96,1%, que además sigue poniendo presión al gasto del Estado.

Fuente: Indecdfd

Paradójicamente, la tendencia del comercio exterior argentino marca una contracción desde los tiempos de la gestión de Martín Guzmán. Ni Sergio Massa ni su antecesora Silvina Batakis -de efímera gestión- supieron recuperar la tendencia de recuperación que se podía apreciar en la gestión previa. Contrariamente al “festival de importaciones” que denunció la vicepresidenta respecto a su propio gobierno, el crecimiento de importaciones y exportaciones registrado durante los últimos meses de la gestión Guzmán fue de tendencia igual, pero inversa, a la reflejada en la gestión Massa. El economista logró sostener el superávit comercial en casi todos los meses de su gestión a excepción de uno.

La estrategia del ministro parece ser la de cerrar el intercambio comercial argentino a los fines de evitar la sangría de dólares, lo que resulta insuficiente. La idea de que se puede tener una economía sana al margen de la economía global y sin intercambios fluidos con la misma es propia del mundo de hace más de medio siglo. Hoy son más importantes los resultados productivos de dichos intercambios que ver una caída de la actividad local por falta de insumos que solamente se consiguen a través del comercio exterior.

También creció el déficit fiscal

Ayer se conoció que el estado nacional registró un déficit primario de $203.938,3 millones en enero. Fuentes oficiales aseguran que esto fue producto de un significativo aumento en la inversión en infraestructura energética, vivienda y transporte, sumado a una caída en los tributos del comercio exterior por el impacto de la sequía. En enero de 2022, el déficit fiscal había sido de $16.698 millones.

El gasto primario alcanzó los $1.927.142,8 millones y presentó una suba de +111,2% interanual, contra una inflación de poco menos de un 100%, según datos de Economía.

En el periodo de referencia, los ingresos totales ascendieron a $1.723.204,5, (+92,4 % interanual), a la vez que no se registraron ingresos provenientes de las emisiones primarias de títulos públicos.

Por el lado de los derechos de exportación se registró una suba interanual de 41,1% (siempre contra una inflación cercana al 100%) afectada por la sequía de los últimos meses, pero también por las liquidaciones anticipadas del dólar soja en diciembre pasado. Tal como se dijo en aquel entonces, todo lo que sobrara en un mes terminaría faltando en otro.

Los ingresos tributarios vinculados a la actividad económica crecieron 103,3% por el lado del IVA neto de Reintegros y 104,4% interanual por el lado del impuesto a las ganancias.

Mientras tanto, las contribuciones a la Seguridad Social crecieron 101,5%. Al mismo tiempo, el gasto de capital creció 151,6% frente a enero de 2022.

Algunos economistas se preguntaban sobre el rol que podría haber jugado la revisión que el FMI realizó en diciembre. Especulaban respecto a la posibilidad de que ciertos gastos se hubiesen pateado para el mes siguiente, en un intento de hacer cerrar los números para obtener el beneplácito del organismo internacional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leé también

Más populares

¡Bienvenid@ de nuevo!

Iniciá sesión con tu usuario

Recuperar contraseña

Ingresá tu usuario o email para restablecer tu contraseña.

Are you sure want to unlock this post?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?