Octubre concluyó con una apreciación del peso de 13%

Ayer, el dólar finalizó la jornada en 36 pesos para la punta vendedora en el MAE, producto del ingreso de fondos del FMI y de aquellos que vienen a “hacer tasa”, aprovechando el interés que ofrecen los depósitos y las Letras del Tesoro en moneda local

En los últimos días, diferentes condiciones hicieron que el movimiento del mercado cambiario empujara el dólar mayorista a la baja. Al ingreso de 5.631 millones de dólares del nuevo acuerdo stand-by con el Fondo Monetario Internacional (FMI) se sumó que los inversores externos aprovecharon el fortalecimiento de las Reservas Internacionales y la reducción de la incertidumbre en la región después de las elecciones el Brasil para ingresar divisas al país para “hacer tasa”, la nueva versión del carry trade (inversiones de corto plazo que buscan sacar provecho del alto interés que se paga por los depósitos y las Letras del Tesoro en moneda local).
En la jornada de ayer el dólar mayorista cerró la jornada a $36 para la punta vendedora en el Mercado Abierto Electrónico (MAE).

Así, con un volumen operado en el segmento de contado de 477 millones de dólares, en octubre la moneda estadounidense retrocedió 13% frente al peso, lo que equivale a decir que la moneda nacional se apreció ese porcentaje en el mercado mayorista. Vale recordar que había terminado septiembre en $41,40.
Paralelamente, en los bancos minoristas la divisa también retrocedió a $36,98, según el promedio de bancos comerciales que diariamente releva el Banco Central, y a lo largo de octubre retrocedió 11,70% producto de la nueva política monetaria.
En el Banco Nación, por ejemplo, la divisa cotizó a $36,80 para la venta, ochenta centavos menos que al cierre del martes y el precio más bajo desde el pasado 29 de agosto.
“En un día atípico en los mercados de cambios globales, con suba del dólar contra las demás monedas extranjeras y con el ‘índex dólar’ en 97, un máximo inesperado, hizo que nosotros, a contramano, revaluáramos nuestra moneda contra la divisa norteamericana, en 2,07% debido a las altas tasas de interés que consiguen bancos e inversores, en distintos activos y a distintos plazos, incluso – sin riesgo de tipo de cambio – utilizando futuros en el sistema Rofex”, relató Fernando Izzo, operador de ABC Mercado de Cambios.
Para Izzo, es por ello que el dólar cayó desde el cierre del martes de $36,71 a $35,95 (76 centavos menos). El operador sostuvo que el mercado estaba “muy ofrecido” por inversores y bancos desarmando posiciones.

Con los ingresos del martes, el Central pasó a tener reservas por 54.042 millones de dólares, el nivel más alto desde el 28 de agosto. En rigor, desde la primera cuota del crédito original con el FMI a fines de junio cuando las reservas superaron los 63.000 millones, éstas no habían dejado de caer.
A su vez, a finales de octubre, como en las últimas jornadas de cada mes, se retrajo la demanda, mientras la oferta continuó incrementándose por los dólares que se liquidaron a partir de la última suscripción Lecap por $67.400 millones que se licitaron el viernes pasado.
En tanto, el Central adjudicó Letras de Liquidez (Leliq) a siete días por $154.492 millones con una tasa promedio de corte de 68,04%, la más baja después del debut de este esquema, el 1 de octubre, en 67,17%.
Sin embargo, no renovó la totalidad de los $159.136 millones que vencían.
La expansión resultante de $6.634 millones, de todos modos, no le impidió al Banco Central cumplir con su objetivo de no permitir el crecimiento de la base monetaria. En el primer mes de implementación del régimen de agregados monetarios, la base se redujo en $119.181,1 millones.

Artículos destacados