Home  >   Justicia   >   “Bolsos”: José López fue condenado a seis años de prisión

“Bolsos”: José López fue condenado a seis años de prisión

El ex funcionario también fue multado en 60 por ciento del valor de su incremento patrimonial e inhabilitado absoluta y perpetuamente para ejercer cargos públicos. María Amalia Díaz, su esposa, fue sancionada con dos años de prisión de ejecución condicional

José López, ex secretario de Obras Públicas del anterior gobierno, fue condenado a seis años de prisión, por enriquecimiento ilícito. También fue multado en 60 por ciento del valor de su incremento patrimonial e inhabilitado absoluta y perpetuamente para ejercer cargos públicos.
El Tribunal Oral Federal 1 (TOF 1), que comenzó a juzgar al encausado hace un año, aplicó el máximo que prevé el delito, tal como reclamaron en su momento la Oficina Anticorrupción (OA) y la acusación, a cargo de Miguel Ángel Osorio.
En tanto, a María Amalia Díaz, la esposa de López, le impuso dos años de prisión de ejecución condicional, como partícipe secundaria de enriquecimiento ilícito.
Se trata de la causa que se generó en 2016, cuando el ex funcionario fue sorprendido tratando de ocultar bolsos con nueve millones de dólares, 153 mil euros, 59 mil pesos y relojes en un convento de General Rodríguez.
Los jueces Ricardo Basílico, Adrián Grunberg y José Michilini también ordenaron el decomiso del dinero y de los bienes de López y que sean destinados, en partes iguales, a dos hospitales de niños (Garrahan y Gutiérrez, ambos de la Capital Federal), para que los nosocomios puedan satisfacer sus necesidades prioritarias de asistencia médica, insumos para los pacientes y aparatología.
El hecho por el cual el ex secretario del Estado llegó al banquillo por primera vez sucedió durante la madrugada del 14 de junio de 2016. El episodio reactivó el expediente en el cual estaba siendo investigado por enriquecimiento ilícito, que desde 2008 comandaban el juez Daniel Rafecas y el fiscal Federico Delgado.

Según la acusación, la instrucción recolectó prueba suficiente para tener por acreditado el enriquecimiento ilícito del matrimonio conformado por López y Díaz. Osorio consideró que durante su paso por la función pública “López aumentó su patrimonio en un monto escandalosamente elevado” que no podía justifica de ningún modo.
Bajo esa premisa, el agente concluyó que ello demostraba que detrás del dinero espurio se escondían actos de corrupción.
Además, explicó que López contó con la colaboración de Andrés Galera (lo condenaron a dos años y medio en suspenso), de Eduardo Gutiérrez y de Carlos Gianni (absuelto), quienes, según alegó, actuaron como interpósitas personas o “testaferros”, para disimular la incorporación de esos bienes a su haber.
También argumentó que contó con la cooperación de Marcos Marconi (absuelto) para modificar el estatuto de la empresa Marketing y Eventos y así posibilitar la adquisición de uno de los inmuebles investigados.

Religiosa

– El TOF 1 absolvió a la monja Inés Aparicio por el delito de encubrimiento.
– Osorio remarcó que no surgieron a lo largo del debate elementos que permitieran sostener el ánimo doloso de la religiosa para encubrir la comisión del hecho.

– “La prueba examinada demostró que no era ella sino la madre superiora Alba la que tenía contacto directo con José López y María Amalia Díaz, y que la noche del hecho Aparicio sólo actuó cumpliendo órdenes, sin que existiera indicio alguno que tuviera conocimiento del contenido de los bolsos”, expuso el fiscal de juicio.