lunes 17, junio 2024
El tiempo - Tutiempo.net
lunes 17, junio 2024

El cannabis en Argentina ganó terreno y generó nuevos retos

ESCUCHAR

Los avances en el andamiaje normativo del uso medicinal e industrial de la marihuana y los mojones jurídicos, económicos, investigativos y formativos en el tema se incorporaron a la agenda informativa del año y generaron desafíos para 2023

Por Carolina Klepp

[email protected]

Una serie de hitos normativos, jurídicos, económicos, investigativos y formativos tuvieron el cannabis como protagonista de la agenda informativa de 2022.

Con la promulgación de la Ley Nº 27669 de Cannabis Medicinal y Cáñamo Industrial, ocurrida el 26 de mayo, se abrió la expectativa de 10 mil nuevos puestos de trabajo en los próximos tres años, 500 millones de dólares anuales en ventas al mercado interno y 50 millones de dólares anuales de exportación.

Con este paso se buscó dotar de un marco legal para la inversión pública y privada en toda la cadena del cannabis medicinal y complementar la ley 27350, que había autorizado el uso terapéutico.

El camino iniciado por la organización Mamá Cultiva -junto a otras- continuó su curso, ensanchando la traza para darle escala a la cadena del cannabis medicinal en Argentina.

La norma promulgada este año, además, promueve la investigación científica de la planta y sus derivados, estableciendo las bases para su desarrollo productivo y el cuidado integral de la salud.

Control

Otro de los hitos provino de la Justicia. El 5 de julio, con fallo unánime, la Corte Suprema avaló el control estatal para el autocultivo de cannabis para uso medicinal y ratificó la vigencia de la despenalización del que se concreta con fines medicinales.

Lo hizo al rechazar los planteos de inconstitucionalidad presentados por la asociación Mamás Cannabis Medicinal (Macame), de Santa Fe, contra la obligación de registrarse en el Registro del Programa Cannabis (Reprocann) impuesta a los usuarios por la ley 27350.

Consideró razonable el control estatal como una medida tendiente a proteger la salud de la población y la seguridad pública.

Macame había pedido la inconstitucionalidad de las normas sobre registro y autorización con el argumento de que el autocultivo es una acción privada protegida por el artículo 19 de la Constitución Nacional. También invocó el derecho a la intimidad.

Sin embargo, el tribunal remarcó que el objetivo de la supervisión estatal es evitar el uso indebido de medicamentos.

Concluyó que la reglamentación vigente “tiende a preservar un interés estatal relevante como el cuidado integral de la salud pública, basándose en que el suministro del cannabis y sus derivados puede originar efectos secundarios o adversos de distinta intensidad”.

Usuarios

Tras el capítulo judicial, en noviembre, en el marco de Expo Cannabis Argentina, se difundieron los últimos números del Reprocann.

La ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, detalló que hay 180 mil inscriptos, de los cuales 120 mil fueron autorizados a cultivar. Aclaró que la diferencia entre cifras se debe a que aún falta que médicos certifiquen pedidos en 40 mil casos y que hay otros 20 mil en análisis.

Este último dato se vincula con uno de los desafíos que aún perduran: la capacitación de profesionales.

El Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) y las universidades comenzaron a plantear espacios académicos para las personas interesadas en capacitarse tanto en el cultivo como en legislación y los beneficios terapéuticos de la planta. Se abrieron cursos, posgrados, cátedras libres, diplomaturas y conversatorios sobre el tema.

En el listado de ofertas figuran la Formación Interdisciplinaria en Cannabis para la Salud en la Universidad Metropolitana para la Educación y el Trabajo; la Diplomatura en Cannabis Medicinal en la Universidad de San Luis y la Diplomatura en Cannabis desde una perspectiva de derechos humanos de la Universidad de Entre Ríos. Además conversatorios en las facultades de Ciencias Químicas y Filosofía y Humanidad de la Universidad Nacional de Córdoba.

Las universidades de Rosario, Quilmes y Arturo Jauretche también lanzaron propuestas educativas.

El coordinador del Programa Nacional para el Estudio y la Investigación del Uso Medicinal de la Planta de Cannabis, Marcelo Morante, describió lo que ocurre en gran parte de la comunidad profesional. “Como médicos tenemos preconceptos, esto funciona o no funciona, o esto está prohibido. Pero de repente viene un nieto con su abuela y te dice que ella descansa mejor y con menos dolor. Y este escenario se replica en las capacitaciones con las mamás que cultivan”.

Córdoba

Este año, Villa Ciudad Parque fue la primera localidad de la provincia de Córdoba en obtener la autorización del Ministerio de Salud nacional para producir cannabis medicinal.

La comuna junto con investigadores del Conicet de la Universidad de Río Cuarto (UNRC), cultivadores de las organizaciones Amauta y Sativa Madre, había presentado un proyecto que obtuvo luz verde.

En agosto, la UNRC informó resultados positivos de estudios que lleva adelante con 70 pacientes con cáncer, dolores, problemas de insomnio y epilepsias.

Pymes

En el país, desde julio, la comercialización de semillas de cannabis es legal. Lo estableció la resolución 260/22 bajo registro del Instituto Nacional de Semillas (Inase).

Es requisito que las semillas estén registradas en el Registro Nacional de Cultivares, o en trámite de inscripción en el Inase.

En agosto, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) constituyó la Mesa Estratégica de Cannabis y Cáñamo Industrial vía resolución, en atención a, según consignó, “las potencialidades que giran en torno a su desarrollo como una nueva cadena de valor”.

En ese marco, la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat) aprobó la “Guía para la autorización sanitaria de productos vegetales a base de cannabis y sus derivados destinados al uso y aplicación en la medicina humana”, según resolución 781/22 del Ministerio de Salud.

Más allá de estos instrumentos, la Confederación Cannábica Argentina solicitó a mediados de año la regulación del cannabis de uso adulto y la reglamentación de la Ley 27.669 para pymes, que permitirá impulsar la actividad económica del sector. Lo hizo en un encuentro organizado por la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

Piero Liebman, abogado especialista en el tema, pidió una regulación que acompañe a los pequeños productores porque deben ser trabajadores con derechos garantizados.

Un nuevo sector económico comienza a atraer negocios y profesionales como genetistas, químicos, logísticos, contables, abogados, comunicadores.

En el contexto empresarial, desde La Rioja se destacan los logros de Agrogenética Riojana, una empresa con mayoría estatal, que está ampliando la superficie cultivada de cannabis, haciendo acuerdos con productores.

La firma anticipó que pronto estará lista la primera partida de aceite medicinal, que se distribuirá gratuitamente para pacientes del sistema de salud provincial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leé también

Más populares

¡Bienvenid@ de nuevo!

Iniciá sesión con tu usuario

Recuperar contraseña

Ingresá tu usuario o email para restablecer tu contraseña.

Are you sure want to unlock this post?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?