jueves 20, junio 2024
El tiempo - Tutiempo.net
jueves 20, junio 2024

La novedad es el escenario abierto

Por Adolfo Ruiz - Jefe de Redacción de Comercio y Justicia
ESCUCHAR

Con el resultado puesto y las tendencias inamovibles luego de una jornada electoral con una apenas tibia participación del electorado, parece inevitable afirmar que habrá tantas interpretaciones políticas a los resultados de las PASO de este domingo como fuerzas políticas hubo participando en ellas.

Y seguramente la afirmación se quedará corta, ya que todas las cifras que desde anoche nos inundan pueden ser leídas desde diversos puntos de vista. Porque algunos asignarán de manera directa los votos de los candidatos perdidosos de las tres internas que se jugaron a los correspondientes ganadores por esos espacios, mientras otros advertirán que la matemática no necesariamente corre de forma tan lineal.

Y así podrían seguir tejiéndose alternativas e interpretaciones, todas válidas pero ninguna con rigor científico, porque la ciencia política en particular y la democracia en general, si algo no exhibe es un sometimiento a las reglas más estrictas de la matemática. No es en vano que muchos definan a la política como “el arte de lo posible”. Argentina no es la excepción.

A esta altura, la única certeza que se tiene es el orden de las cuatro primeras fuerzas, y la diferencia en votos entre ellas. Los cálculos de aquí a octubre correrán claramente por otros carriles.

Con poco para discutir
El 14 de agosto de 2011, más o menos a la misma hora en que se están escribiendo estas ideas al calor de los primeros números, la información oficial de las autoridades electorales nacionales confirmaba lo que las encuestas habían preanunciado: un abrumador triunfo de la fórmula encabezada por Cristina Fernández, que alcanzaba 50,24 por ciento de los votos y sepultaba debajo de ese aluvión cualquier remota incertidumbre sobre la contienda electoral. Lejos, muy lejos, quedaba el radicalismo con la candidatura de Ricardo Alfonsín, que sumaba 12,2% de las voluntades. Un fuera de juego demasiado anticipado.

Entre una instancia y la otra, el Frente para la Victoria no hizo más que continuar acumulando poder, con una oposición perpleja sin atinar reacción alguna, mirándose con desconfianza y cargándose las culpas de un desempeño calamitoso. Tanto fue así, que el 23 de octubre de ese mismo año llegaría el recordado 54% y los más de 11 millones de votos que reeligieron a la actual mandataria.

Claramente, en aquel primer antecedente de su aplicación, las PASO, resultaron lo suficientemente categóricas como para volver materia abstracta la instancia de las generales.

Camino al balotaje
No parece ser aquél el escenario político que se ha abierto con los actuales resultados. Y esto es así por varias razones.

La primera de ellas, porque Daniel Scioli -al menos en esta instancia que sirve de muestra- no alcanza la cantidad de votos necesarios como para sortear una segunda vuelta que el gobierno aspira a evitar. Si bien su candidatura le saca más de diez puntos de ventaja al segundo, Mauricio Macri, al no haber superado el 40% exigido por ley, el sillón presidencial debería dirimirse entre los dos más votados -presumiblemente Scioli y Macri- en un supuesto balotaje el 22 de noviembre.

La segunda razón tiene que ver con la dificultad para vaticinar cómo será el comportamiento del llamado “voto útil”, es decir, la parte más volátil de los sufragios, aquella que está dispuesta a cambiar su voluntad con el fin de ser más funcional a una opción que le resulta “potable”, o bien más “dañina” contra una alternativa que le resulta “indigerible”.

Cómo se acomodarán esos votos de aquí a octubre es parte de esas mil y una interpretaciones políticas que mencionábamos al inicio de esta columna. Una de esas incóngnitas tiene que ver con el destino de los votos que obtuvo José Manuel de la Sota, que para su decepción no estará “en la final”, tal como se lo había propuesto.

Por eso, de aquí a octubre, las estrategias de “seducción” irán en ascenso. Y como dijimos, en la política -mucho más en Argentina- todo es posible.

*Jefe de Redacción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leé también

Más populares

¡Bienvenid@ de nuevo!

Iniciá sesión con tu usuario

Recuperar contraseña

Ingresá tu usuario o email para restablecer tu contraseña.

Are you sure want to unlock this post?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?