viernes 21, junio 2024
El tiempo - Tutiempo.net
viernes 21, junio 2024

Franquicias: una estrategia de crecimiento empresarial

ESCUCHAR

La carrera por la inclusión en el mercado laboral presenta una variedad de posibilidades como de adversidades que ponen en juego distintas capacidades intelectuales, estratégicas, sociolaborales y adaptativas en pos de alcanzar el objetivo.

El paradigma vigente se caracteriza por la heterogeneidad de emprendimientos, pymes y multinacionales que presentan relaciones de intercambio y beneficios mutuos.

Aunque la conducta emprendedora se multiplicó como respuesta reactiva para paliar las crisis en nuestro país, paradójicamente requirió de distintas formas de apoyatura externa.

Por una parte, los programas de gobierno intentaban aportar herramientas y forjar la autonomía del emprendedor pero, a su vez, seguían reforzando la dependencia del Estado a partir de apoyos crediticios y sin un debido acompañamiento del rol y conforme los desafíos de gestión requeridos para la actividad.

Transformar la idea de negocio en un proyecto implica un análisis de mercado, un estudio de factibilidad y del propio liderazgo que será el responsable tanto de conducir como de desarrollarlo, hasta lograr la permanencia en el sector al cual se dirige.

Sin embargo, no es esta la única manera de emprender. Muchas cadenas de empresas hoy con fuerte presencia en el mercado, que atravesaron la primera etapa de concreción del proyecto laboral, son firmas posicionadas, con identidad propia, que se proyectan y continúan tanto desarrollándose como expandiéndose.

La franquicia ¿es sólo una estrategia de crecimiento para el franquiciante o franchiser? El desarrollo de una franquicia lleva consigo la materialización del know how desde la gestión, la calidad de sus productos o servicios, hasta su identidad misma. Sin dudas, la expansión de una marca trae aparejado la cobertura de nuevos mercados con menos costos que el que se requiere para la apertura de sucursales propias, permitiéndoles mayor competitividad.

A diferencia de los emprendimientos propios en los cuales se debe poner en marcha un proyecto y asumir los diferentes riesgos que ello implica, el franquiciado asume el liderazgo de conducir una negocio propio con una marca ya posicionada, con éxito probado.

Las dificultades se pueden presentar a la hora de desempeñar su propio rol autónomo e independiente -al igual que cualquier emprendedor- debe asumir sus propios riesgos.

Seleccionar y dirigir el capital humano al frente del cual se sitúan y que serán la cara visible de la empresa refiere que, en el tema de las relaciones laborales, el franquiciado es independiente del franquiciante, por lo que el primero deberá asumir la responsabilidad total de su manejo, al igual que cualquier empresa.

Entre los beneficios que el franquiciado puede obtener se encuentra el derecho a usar marcas, asistencia permanente, aprovisionamiento en condiciones favorables, mejor publicidad, transferencia del know how y otros beneficios.

Sin embargo , también muestra desventajas como el recorte de la libertad en el desempeño de su rol al frente de la unidad de negocio, ya que se deben seguir ciertas reglas pautadas al inicio de la colaboración. En este sentido, la autonomía del rol del franquiciado está cercenada ya que no tiene poder para realizar cambios, por más apropiados que los considere.

Seleccionar un sector y marca implica un análisis no sólo en función del posicionamiento de la firma y exigencias sino observando la idónea adecuación del perfil del franquiciado.

Antes de comenzar la búsqueda de una determinada franquicia es preciso realizar una valoración del propio perfil, que le permita al futuro franquiciado conocerse mejor, identificando debilidades y fortalezas, capacidades, habilidades, factores motivacionales, personales, capacidades profesionales y afinidades, además de los factores propios de la inversión.

Ningún emprendedor y/o empresario, por más experimentado que sea, tiene objetividad para consigo mismo. El asesoramiento externo ofrece una visión tanto objetiva como profesional de los riesgos y ventajas de asumir un proyecto de negocio como el que se trata. Debido a ello, es un recurso cada vez más utilizado por los empresarios como los franquiciados.

El experto aporta sus saberes tanto al futuro franquiciado como al franquiciante, para una adecuada construcción de la relación colaborativa optimizando variables atinentes a la gestión.

Reciprocidad e identidad. A los mutuos beneficios que presenta el sistema de franquicias cabe considerar que la mera presencia de la marca no garantiza el éxito de la empresa ni la transferencia de la identidad del franquiciante que le ha costado tanto mérito construir.

La identidad de la empresa está en sus roles y en su tecnología, en sus sistemas de integración y de control, en el modo en que se toman las decisiones, en el proceso de socialización de sus miembros, en la gestión de sus recursos humanos, la configuración de sus espacios, la gestión del conflicto, es decir la empresa misma. Por lo que cualquier problema de gestión que afecte al franquiciado podrá repercutir en la identidad de la marca.

* Psicóloga judicial multifuero. Perito de control

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leé también

Más populares

¡Bienvenid@ de nuevo!

Iniciá sesión con tu usuario

Recuperar contraseña

Ingresá tu usuario o email para restablecer tu contraseña.

Are you sure want to unlock this post?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?