Comenzó el juicio por la quiebra de CBI Cordubensis

Tal como estaba previsto, pasadas las 10 comenzó ayer en el Tribunal Oral Federal N° 2 de Córdoba el juicio de la causa conocida como CBI Cordubensis.
Después de la lectura de la acusación, el debate oral pasó a un cuarto intermedio para el próximo miércoles, fecha en el que prestará declaración indagatoria el principal acusado, Eduardo Rodrigo. Ante el Tribunal, Rodrigo, quien hoy el único detenido en la causa, pidió un proyector y un pizarrón para hacer su declaración. En esa exposición explicará por qué, a su criterio, la operatoria de CBI no era delictiva.
Además de Rodrigo también se prevé que declare el empresario titular de Centro Motor, Darío Ramonda.
Cabe recordar que Rodrigo era director de la financiera junto con Jorge Suau, quien se suicidó en febrero de 2014. También está imputado por el delito de intermediación financiera no autorizada agravada.
En la sala de audiencias estaban presentes los 16 imputados que tienen distintos grados de responsabilidad penal.
Aldo Hugo Ramírez, Julio César Ahumada, Daniel Arnoldo Tissera y Oscar Américo Altamirano están señalados como principales socios de CBI y -por consiguiente- beneficiarios de la actividad ilícita al aportar con capital para el desarrollo de las maniobras delictivas.
Se prevé que el juicio dure varios meses y que pasen por la sala de audiencias un centenar de testigos. El tribunal está integrado por José Fabián Asis (presidente), Carlos Julio Lascano y Jaime Díaz Gavier.

Artículos destacados