Home  >   Profesionales   >   Diabetes: garantizan por ley la cobertura de remedios y reactivos

Diabetes: garantizan por ley la cobertura de remedios y reactivos

Incorpora al Programa Médico Obligatorio (PMO) el costo total de las cintas para la detección del nivel de glucosa en sangre.

Más de dos millones y medio de argentinos que padecen diabetes cuentan ahora con una ley que garantiza el acceso a medicamentos y reactivos de diagnóstico para autocontrol, a partir de la aprobación que ayer a la madrugada le dio a la norma la Cámara de Diputados, por votación unánime.

La ley establece que el Estado deberá garantizar la producción, distribución y entrega de los medicamentos y reactivos de diagnóstico para autocontrol a todos los pacientes con diabetes, con el objeto de asegurarles el acceso a una terapia adecuada y al control evolutivo.

También debe llevar el control estadístico y prestar colaboración científica y técnica a las autoridades sanitarias de todo el país a fin de coordinar la planificación de acciones.

El Ministerio de Salud deberá establecer normas de provisión de medicamentos e insumos, que serán revisadas cada cinco años y actualizadas de acuerdo con los avances farmacológicos y tecnológicos que sean aplicables a la terapia de la diabetes y promuevan una mejora en la calidad de vida de los pacientes.

Según especificó el sitio especializado el Parlamentario.com, el texto que modificó la ley 25753 de diabetes, unificó una iniciativa de Ernesto Sanz (UCR-Mendoza) respecto de la actualización, cobertura y adecuación de los tratamientos farmacológicos y tecnológicos, y otra de Sandra Giménez (FpV-Misiones) que incorpora al Programa Médico Obligatorio (PMO) la cobertura del ciento por ciento del costo de las cintas reactivas para la detección del nivel de glucosa en sangre.

La vicepresidenta de la Sociedad Argentina de Diabetes (SAD), María Cristina Faingold, señaló que esta enfermedad “puede retrasarse e incluso evitarse” si el diagnóstico es “lo suficientemente temprano”.

“Cincuenta por ciento de los pacientes desconoce que tiene diabetes porque en general las primeras etapas son asintomáticas; cuando los síntomas aparecen, la enfermedad ya lleva mucho tiempo y hay complicaciones”, alertó.

La especialista precisó que los primeros síntomas son “orinar mucho y tomar mucho líquido” y agregó que cuando éstos se instalan “pueden haber pasado hasta 10 años de evolución silente de la enfermedad”, lo que genera que “cuando vemos al paciente por primera vez, 50% presenta en general complicaciones como daños en la retina, el corazón o los riñones”.

Detección precoz
“La diabetes es la tercera causa de muerte en nuestro país, por lo que es sumamente importante la detección precoz para retrasarla e incluso evitarla, si se interviene lo suficientemente temprano”, añadió.

Faingold subrayó que “la única manera” de encontrar la enfermedad a tiempo es hacerse anualmente un chequeo de rutina y detalló los principales factores de riesgo: obesidad, sedentarismo, hipertensión, colesterol y triglicéridos elevados, familiares en primer grado y mujeres con poliquistosis de ovarios.

“Cuando uno ve los mapas de obesidad y los de diabetes se da cuenta de que son absolutamente concordantes, por lo que hay que apuntar a un buen plan de alimentación y de actividad física para mejorar la calidad de vida del paciente”, afirmó la especialista.

Habitualmente el pico de la enfermedad se da entre 40 y 50 años de edad, “pero en el último decenio hay cada vez más incidencia en niños y jóvenes porque la obesidad acelera su aparición”, afirmó.

En cuanto a la detección temprana, apuntó que para hacer prevención primaria se debería intervenir desde el embarazo, por lo que las mujeres con diabetes gestacional “deberían tratarse” para que su hijo no la padezca en el futuro.

Una encuesta realizada por el Ministerio de Salud, dijo, registró más de dos millones y medio de argentinos con diabetes. “Lo más importante es la erradicación, tenemos que tratar de que la gente llegue al médico antes” para frenar su incidencia, advirtió”.