Cooperativas, Inaes, Mutualismo

La ciudad de Roca, en Río Negro, fue el epicentro de la economía social y solidaria provincial

El 27 de noviembre, la ciudad de Roca fue el epicentro de la economía social y solidaria de Río Negro, cuando se concretaron el 32º Congreso Cooperativo y el 12º Congreso Rionegrino de entidades mutuales, por primera vez en forma conjunta y simultánea, con un significativo acto al aire libre en el predio de la cooperativa de la localidad.

El evento fue organizado por la Subsecretaría de Cooperativas y Mutuales de Río Negro, con un equipo encabezado por su subsecretario, Hector Ressel.

La apertura contó con la presencia de Juan José Deco, ministro de Desarrollo Humano y Articulación Solidaria; Alejandro Russo, presidente de la Confederación Argentina de Mutualidades (CAM) y vocal del directorio de Instituto nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES); Pedro Bichara, titular de la Federación de Mutuales Rionegrinas, y Alfredo Gaiga, presidente de la Federación de Cooperativas de Río Negro.

Dirigentes

Más de un centenar de dirigentes siguieron con atención los discursos, que hicieron un reconocimiento a las entidades de la economía social y solidaria por su presencia activa atendiendo las demandas y necesidades de sus asociados en plena pandemia.

Unite a nuestra COMUNIDADSuscribite a Comercio y Justicia Comercio y Justicia
Suscribite ahora por $1008 x mes


Los congresos son ámbitos para que el sector haga un análisis de situación, con una visión crítica, para poder definir las líneas de acción de los próximos años.

En el transcurso de ambos fueron elegidos los integrantes de los consejos asesores, tanto el de cooperativas, como el de mutuales, dispuestos por ley, que cumplen una función importante a la hora de analizar y distribuir los fondos de apoyo y fortalecimiento a la entidades.

Esenciales

Al hacer uso de la palabra, Russo recordó que la pandemia aún seguía y que los servicios de las cooperativas y mutuales fueron reconocidos como esenciales.

También apuntó que el INAES acompañó al sector durante todo el proceso por medio de resoluciones que garantizaron la vida institucional de la organizaciones, como el corrimiento de los mandatos y la posibilidad de celebrar las asambleas de manera virtual o presencial, y que impartió directivas que, junto a otras herramientas, agilizaron y simplificaron los trámites, entre otros beneficios.

Matrículas

Cabe destacar que a pesar de la crisis sanitaria el INAES cerró el año 2021 con el otorgamiento de más de 2.000 matrículas a mutuales y cooperativas y que destinó más de dos mil millones de pesos a apoyos financieros, convenios y préstamos destinados esencialmente a la producción, a la generación de puestos de trabajo y a su sostenimiento en las organizaciones que presentaron sus proyectos.

Russo enfatizó que las entidades están de pie, trabajando todos los días, y desarrollándose. Citó como ejemplo la apertura de los servicios de proveeduría, indicando que en Córdoba y en la Región Centro del país tienen considerables dimensiones y apuestan a llevar artículos de la canasta familiar a la mesa de los asociados a un menor precio, defendiendo el salario para que no se pierda en las góndolas.

El titular de la CAM precisó que la Mutual Mercantil de Rosario ofrece muchos productos alimenticios que están 30% por debajo de los precios de los supermercados locales.

Enumeró, además, los retos que se le plantean a la economía social y solidaria, como la prestación de los servicios de cuidado de adultos mayores y atención de pacientes.

El dirigente reconoció asimismo el trabajo que hacen muchas mutuales en torno al tema vivienda, citando como ejemplo el acto de adjudicación, a fines de noviembre pasado, de más de 100 lotes urbanizados en la localidad de General Roca, por medio del compromiso y esfuerzo llevado a cabo por parte de la Mutual de Docentes de la Provincia de Rio Negro.

En esa línea, al reconocer la labor que desarrollan las mutuales de salud, subrayó que los servicios de préstamos y ahorro nunca se interrumpieron durante la pandemia.

“Algo está cambiando en el mundo, donde se mira con más respeto y reconocimiento a la economía social y solidaria. Prueba de ello es la constitución de la Coalición Internacional de la Economía Social, en donde Argentina es un claro ejemplo positivo de su importancia”, planteó Russo.

Además, elogió el trabajo articulado con el Estado en sus diversos niveles, que permite una nueva forma de relación que genera, en sus palabras, “un verdadero círculo virtuoso” a través del esfuerzo colectivo.

Luego de los discursos se firmaron convenios, se distribuyeron aportes y se trabajó en capacitación, análisis y participación, con el tema de los jóvenes y las mutuales y cooperativas escolares como destacados.

En la crisis sanitaria, el INAES emitió resoluciones que garantizaron la vida institucional de la organizaciones, como el corrimiento de los mandatos y la posibilidad de celebrar asambleas de manera virtual. También impartió directivas que agilizaron y simplificaron trámites.