Traductora local multilingüe lanza versión 2.0 de su sistema de gestión

Translation Back Office desarrolló una plataforma que le permite gestionar proyectos de traducción en más de 80 idiomas y administrar una base de mil free lancers. Su actualización seleccionará inteligentemente los recursos, habilitará interfaz para cliente e integrará archivos y herramientas de traducción.

Translation Back Office, fundada en 2005, ofrece traducciones en una gran variedad de áreas de especialización y en más de 80 idiomas a clientes ubicados en 20 países. Para sostener su vertiginoso crecimiento que desde su origen alcanza 50% interanual, creó su propia plataforma de gestión de proyectos denominada Job Tracker (JT), sobre la cual trabaja en la versión 2.0 para estrenarla a comienzos del año próximo.

“Decidimos desarrollar un sistema de gestión específico para la industria que cuenta con interfaz para todas las áreas: recursos humanos, de gestión de proyectos, free lancers y administrativa, es decir, gestiona todas las etapas por las que transcurre el producto”, aclaró el responsable de tecnología de la empresa, Ignacio Martín.

El sistema JT está instalado en los más de 70 puestos de trabajo que reúne la empresa en sus oficinas ubicadas en Colón 610 , integra una base de recursos humanos de más de mil traductores free lancers, más de 30 agencias traductoras con las que mantienen alianzas estratégicas en todas las regiones del mundo y una cartera de 120 clientes. A  su vez, la solución gestiona 500 trabajos de traducción por mes, aproximadamente.

¿Cómo funciona?
El cliente pide por ejemplo, la traducción de un sitio web para mostrarlo en China. Previo a una adaptación manual en tiempos y costos, el coordinador del proyecto lo carga en el sistema, determina cantidad de palabras y precios. Luego, revisa la base de datos de traductores, que en forma automática “avisa” quién está libre u ocupado. Luego, carga la fecha de entrega e inscribe ciertas instrucciones especiales.

El producto, por medio del sistema, circula por varias etapas: la de traducción pura (pueden ser siete u ocho personas), la de edición (consistencia del texto), la de revisión o calidad (especificación del texto en español según el target al cual va dirigido) y la de localización (al idioma del país destino, por ejemplo, español para México). La plataforma emite alertas a cada uno de los usuarios, tales como fechas de entrega o cobros. También es utilizada por la administración para realizar las cobranzas o pagos.

La versión 2.0 de JT en la que están trabajando los tecnológicos de la firma habilitará un modo inteligente de selección de los los recursos, en tanto “recomendará” un traductor específico en función de sus calificaciones y pertinencias. Una vez cargado el proyecto, el sistema informará automáticamente a todos los involucrados en el proceso (traductor, editor, revisor).

También habilitará una interfaz para el cliente que le permitirá ver el estado de su proyecto.

A su vez, integrará los archivos de traducción, las herramientas tecnológicas de traducción, que volcarán en el sistema la cantidad de palabras y repeticiones, y los e-mails. En la actualidad el manejo de archivos se realiza en forma manual (se recibe por e-mail).

“A todo esto le queremos dar un diseño más orientado a la 2.0, es decir más interactiva, y sumarle el chat para que los recursos puedan chatear como en una mesa de ayuda, hay mucho por hacer”,  indicó Martín.

Listos… ¡ya!
La permanente actualización tecnológica, sumada a la dotación de personal que hoy asciende a 74 trabajadores, entre traductores, licenciados en comunicación, letras, administración y marketing y las dos oficinas ubicadas en los pisos 14 y 15, permitirán soportar el crecimiento de los próximos nueve meses, según confirmó a este diario, el fundador y dueño de la firma, Charles Campbell.

“La proyección para este año es facturar 40% más que el año pasado y, en 2012, seguir creciendo a pesar de la turbulencia internacional”, afirmó.

Campbell estudió lenguas modernas en Nueva Zelanda, vino a Córdoba por cuestiones personales y se encontró con un mercado específico, el de la traducción multilingüe, que alineó con su visión de exportar al mundo. “Es un modelo escalable de negocio, pusimos todas las fichas en conquistar los mercados de Asia y Europa”, precisó.

En la actualidad, casi 90% de sus clientes es del exterior, mientras observa una tendencia de crecimiento interno. “Empresas como Arcor, Promedon, Unión Industrial de Córdoba, Agencia Córdoba Turismo nos contratan para traducir en varios idiomas”, apuntó Campbell.

Si bien el empresario reconoce que hay mucha competencia en Córdoba, puesta en manos de pequeños estudios de traducción y de cantidad de traductores free lancers, se jacta de gerenciar la única empresa en América Latina de producción multilingüe (traducen en más de 80 idiomas), certificada con norma ISO 9001:2008. En el mercado hay otras firmas certificadas, pero de traducción monolingüe, generalmente inglés. Noventa y nueve por ciento de sus clientes son empresas de distintos rubros, entre los que lideran las de software, medicamentos y automóviles, entre otros.

El mercado es el mundo
“El panorama de crecimiento es muy alentador para nosotros porque hoy las empresas multinacionales de consumo masivo, farmacéuticas o fabricantes de automotores ponen la mira en los mercados emergentes (como Argentina, Brasil, Turquía, Indonesia, Este de Europa, norte de África, India, China, Rusia) para proyectar su crecimiento en las próximas dos décadas. Según estimaciones, éstos crecerán entre seis y ocho por ciento por año”, opinó el directivo.

Servicios especiales  en varios idiomas

–  Servicios: traducción y localización de documentos en múltiples idiomas, localización de sitios web y software, gestión de proyectos (project management), edición y revisión fina, control de calidad lingüística, creación de glosarios, memorias de traducción y guías de estilo, diseño gráfico e ingeniería (desktop publishing/DTP), consultoría en idiomas, transcripción y recreación de textos publicitarios.

–  Áreas de especialización: comercio exterior, negocios, IT y telecomunicaciones, e-learning, técnica y automotriz y marketing y publicidad.

–  Otros idiomas: de Europa del este, antigua URSS, Escandinavia, Sudeste Asiático, Oriente medio, África y regiones con idiomas exóticos o indígenas.

Artículos destacados