Lo que vale Facebook

Por Juan B. Cabral(*), exclusivo para Comercio y Justicia.

Si bien el título es un poco orientado hacia un producto particular, que me disculpe el lector por atrapar su atención con tal vil jugarreta, lo que me atañe en esta columna es comentar brevemente técnicas y productos para poder aprovechar inteligentemente todos los datos que nos brinda la gente en las redes sociales en beneficio de comercios, comerciantes y clientes.

En primer lugar usted, lector y/o comerciante, dirá “pero hombre, en las redes sociales hay millones de almas ¿cómo puede usted, o yo, recolectar mis potenciales clientes y datos de personas diferenciándolos de habitantes de Beirut?”.
La solución más sencilla es ofrecer “algo” (un “coso”) a cambio de algún dato inicial que sirva para contactar el perfil de social media de las personas. En nuestra solución, DataGreen, optamos por invitar a las personas a jugar y a encuestarlas con una tableta, además de entregarle algún premio (esta fue la operatoria de la campaña de la Secretaría de Turismo de Córdoba en Córdoba Verano 2012, en la cual el regalo era algún producto de merchandising).

En segunda instancia se mapean estos datos con todos los que la persona hace públicos en redes sociales y alimenta con ellos un motor de inteligencia de negocios, el cual ayuda en la toma de decisiones basadas en información precisa de nuestros clientes.
Luego de esta aburrida descripción, otra vez usted se preguntará: “¿Por qué no tomamos los datos importantes de entrada en vez de ir a Facebook/Twitter/loquesea?”. Bueno, el gran beneficio de este camino indirecto es que usted tiene al cliente en un contexto social. Con esto puede llegar a él a través no sólo de sus gustos sino de los gustos de sus amigos y familia.
Pero todavía el procesamiento puede seguir, en nuestro caso encontramos mercado para la realización de informes, la integración con ERPs implementados y muchas otras cosas más.

* Ing. en Sistemas de información. Consultar en info@liricus.com.ar.

Artículos destacados