Una iniciativa cordobesa para simular las mejores decisiones en la industria

Emprendedores de nicho. Guillermo y Emanuel, dos de los ingenieros y emprendedores que crearon Dynamis.

Emprendedores tecnológicos locales desarrollaron un software que ayuda a las industrias a mejorar su planificación y control de producción utilizando tecnología en simulación. El proyecto fue premiado por el programa Capital Semilla del Ministerio de Industria de la Nación en 2013.

Cuatro ingenieros industriales e investigadores en la Universidad Tecnológica Nacional (UTN)-Facultad Regional Córdoba, crearon en 2006 un Laboratorio de Simulación de Procesos del Departamento de Ingeniería Industrial, con el fin de implementar la tecnología de simulación de procesos en empresas reales.

Desde entonces los profesionales traducen estas tecnologías a soluciones efectivas. En 2009 crearon la materia electiva Simulación de procesos en la misma universidad, completando así el ciclo virtuoso de transferencia de conocimientos a ésta y a las empresas.

“Gracias a todo ello hoy podemos crear localmente soluciones que poseen la capacidad de simular procesos y estimar resultados. Esto implica mejores herramientas para mejorar la competitividad de nuestras industrias. Hoy el laboratorio creció y somos el Gimse (Grupo de Investigación en Modelos y Sistemas de Apoyo a la Decisión para la Eficiencia de las Organizaciones)”, explicó a Comercio y Justicia Emanuel Mansilla, uno de los ingenieros al frente de Dynamis.

En 2010 los emprendedores invirtieron en la compra de un software de simulación con licencia comercial e iniciaron su servicio profesional. “Hemos realizado muchos modelos de simulación para muchas empresas reconocidas”, completó Mansilla.

A partir de 2012 y en 2013 los emprendedores crearon Dynamis, una empresa cuya visión es ser creadora de herramientas de simulación, para la optimización de la toma de decisión en las organizaciones.

– ¿De qué se trata la tecnología de simulación?
– Sirve para prever los resultados futuros que obtendremos y eventos futuros, teniendo en cuenta todas las restricciones e interacciones que influyen en el camino (proceso); de esta forma nos permite optimizar las decisiones de hoy.

– ¿El desarrollo surgió impulsado por una necesidad o porque se detectó una oportunidad en concreto?
– La idea del Simulador Dinámico de la Producción (DPS) surge en 2012 cuando Guillermo (uno de los ingenieros) trabajaba en Infas SRL en el área de planificación y control de la producción, y observó que su trabajo se podía hacer más dinámico, preciso y menos costoso utilizando la tecnología de simulación de procesos.

Desde entonces empezamos a investigar y detectamos que aquéllo es una necesidad generalmente insatisfecha en las industrias. Por esta razón, definimos un conjunto de tres simuladores DPS (por sus siglas en inglés).

– ¿Cuál es la principal función de este desarrollo?
– El simulador permite a las empresas simular su producción, conocer las posibles fechas de entregas, estimar los tiempos, actividades, recursos necesarios y conocer la performance de sus procesos con el objetivo de optimizar sus decisiones hoy. Podemos decir que se trata de una herramienta de valor para las industrias ya que les permite visualizar lo que sucederá y responder mejor a “qué hacer, cuánto, cuándo, quién y con qué eficiencia”.

– ¿Qué tipo de empresas pueden utilizar este sistema?
– Va dirigido a empresas industriales, especialmente si son complejas y con muchas variables en juego.

– ¿Cuál es el diferencial respecto de desarrollos existentes similares?
– El DPS es una herramienta complementaria de los software de gestión, ya que éstos carecen del potencial de simular el proceso y estimar con alta precisión sus resultados. En gran medida, nuestros competidores son internacionales por lo cual no cuentan con soporte local y los desarrolladores desconocen la cultura local. Además, los costos de éstos son inviables para muchas empresas. Otro diferencial que nuestros simuladores tienen una base estándar de programación, pero que “sí o sí” se terminan de programar a la medida de cada empresa, ya que conocemos que cada producción es un mundo.

– ¿Qué innovación presenta?
– Los software de gestión y planillas de cálculo carecen del potencial de modelar correctamente los procesos, ser ágiles y dinámicos y estimar con precisión sus resultados, como lo es un simulador a medida.

Los MRPII (planificación de recursos de manufactura) simulan de manera simplificada los procesos, mientras que nuestra programación es capaz de representar criterios de toma de decisión, ineficiencias aleatorias, uso compartido de recursos, bloqueos, esperas, prioridades de trabajo, etcétera. Permite unificar parámetros técnicos y criterios de planificación eliminando así muchas discusiones entre áreas.

Simulando es posible descubrir a diario los desvíos respecto de los objetivos y detectar futuros cuellos de botellas.

– ¿Cómo se configura este software?
– El software DPS se configura con datos generales que utiliza cotidianamente la empresa para lograr su programación y control de la producción. Con el uso diario de la herramienta y comparando lo simulado con lo realizado, se mejoran los parámetros del sistema y aumenta la precisión de los resultados.

Reconocimiento
Premio, comercialización e inversión

La empresa Dynamis fue premiada en el concurso Capital Semilla del Ministerio de Industria de la Nación, en el cual se les otorgó un préstamo de honor de 30 mil pesos que fue destinado principalmente a “actualizar software y adoptar una correcta estructura elementos de comunicación”.

Según estimaciones de los emprendedores, a valores actuales, llevan invertidos alrededor de 80 mil pesos en software y otras herramientas. Por el momento, esta herramienta se comercializa por venta directa -los ingenieros realizan presentaciones personales de la herramienta a los clientes potenciales-. Además, cuentan con páginas web para que la conozcan y realicen consultas, como también una fan page en Facebook para los que quieran mantenerse más en contacto.

– Dynamis crea herramientas de simulación para la optimización de tomas de decisiones en las organizaciones.

– El simulador permite a las empresas simular su producción; conocer las posibles fechas de entregas; estimar los tiempos, actividades, recursos necesarios y conocer el desempeño de sus procesos.

– El software se configura con datos generales que utiliza cotidianamente la empresa para lograr su programación y control de producción.

Artículos destacados