Think tank profesional aspira a convertirse en consultor ad hoc

El arco de colegios profesionales tiene diagnósticos de los problemas de la comuna y pide que sus estudios y propuestas sean tenidos en cuenta para tomar decisiones.

Por Carolina Klepp / cklepp@comercioyjusticia.info

Los colegios profesionales aspiran a  funcionar como think tanks o usinas de ideas para mejorar la ciudad. Ansiosos por tener la oportunidad de ocupar ese rol y convertirse en consultores ad hoc del próximo intendente, reclaman ser  tenidos en cuenta a la hora de abordar los problemas de la ciudad y encontrar las mejores soluciones, dos caras de una moneda a la que responderían con “insumos” para tomar decisiones informadas: diagnósticos, estudios, análisis y propuestas. Las deficiencias en materia de salud, planificación urbana y ordenamiento de la legislación municipal son tres de los déficits que, según indican, urge revertir.

Stella Fleitas, titular del Colegio de Arquitectos (Capital), subraya: “Debemos insistir en temas como la planificación urbana, los transportes urbanos masivos, espacios verdes y de recreación, la intervención en los códigos urbanísticos y de edificación, el desarrollo del área central y los nuevos roles de los CPC en temas relativos a la educación, a salud preventiva o de primer nivel, a la ocupación y capacitación laboral, etc. Contamos para ello con especialistas experimentados para brindar soluciones conforme las circunstancias. La elaboración de un plan estratégico rector es urgente y necesario, debiendo éste ser de raíz profundamente democrática”.

Por su parte, el presidente del Consejo de Médicos, Mario Fernández, sostuvo que anhelan una política de salud que tenga por eje la atención primaria y la prevención. “La medicina,  no puede estar divorciada de una acción social. Por ello resulta prioritario asegurar el agua potable como un derecho ciudadano, impulsar el acceso a una vivienda digna, trabajar para que todos los vecinos tengan un sistema de cloacas, de desagüe, de tratamiento de residuos”, afirmó. “Aunque parezca paradójico –agregó-, cubrir estas necesidades básicas es el mejor proyecto sanitario porque pone el acento en la prevención de las enfermedades. Para que ello sea posible es preciso interactuar –sin mezquindades- a nivel nacional y provincial para participar activamente en proyectos sociales trascendentes como el Plan Nacer, el de Seguridad Alimentaria, el Plan Nacional Familias, entre otros que están en plena vigencia”.

Para Alejandro Tejerina, presidente del Colegio de Abogados, el próximo intendente debería abordar la confección de un digesto de ordenanzas desde el año 1983 hasta la fecha, “lo que va a permitir tener un ordenamiento claro de aquellas ordenanzas que estén vigentes y de esta forma  lograr un mejor control y ejercer el debido poder de policía”. Por otra parte, pide que se les permita la participación en la elaboración  de proyectos de ordenanzas relacionadas con la ciencia del derecho.

En tanto, la Federación de Entidades Profesionales Universitarias (Fepuc), representada por Alejandra Casas,  quiere que desde ahora se exija la matriculación a los profesionales del escalafón público (en cargos jerárquicos y de planta), se respeten los honorarios mínimos y el desarrollo profesional dentro de la órbita comunal. Asimismo, aboga por la incorporación nutricionistas y psicopedagógos, profesiones que históricamente no fueron tenidas en cuenta en los equipos de salud y educativos del municipio.

Artículos destacados