Estudiantes trabajadores tendrán régimen de estudio más favorable

El Consejo Superior avanza en la implementación de políticas que garanticen el ingreso, permanencia y egreso de quienes trabajan.

La Universidad Nacional de Córdoba (UNC) aprobó un nuevo régimen para estudiantes trabajadores y/o con personas a cargo. A partir de la aprobación de esta iniciativa las distintas unidades académicas de la casa de altos estudios deberán adecuar sus regímenes de enseñanza a los fines de promover y garantizar el ingreso, permanencia y egreso a los estudios superiores de los estudiantes que trabajan o tienen personas a cargo.

El nuevo régimen impactará favorablemente en la situación de cursado de más de la mitad de los estudiantes de la universidad ya que, según datos de la Secretaría de Asuntos Estudiantiles de la UNC, 52% de los estudiantes sostiene algún tipo de actividad laboral y más de 30% tiene situaciones familiares que complejizan el desarrollo de sus estudios superiores.

«La nueva reglamentación -que ya se venía aplicando en las facultades de Artes y Filosofía y Humanidades así como en las escuelas de Trabajo Social y Ciencias de la Información, por iniciativa del claustro estudiantil- está inspirada en la Declaración de Derechos Estudiantiles aprobada por el Consejo Superior en 2009”. Ésta “busca evitar que los condicionamientos sociales se conviertan en factores determinantes que impidan el acceso al derecho a la Educación Superior», informó la universidad.

Rever horarios de cursado
Entre las modificaciones más importantes que las facultades deberán realizar para adecuarse a la nueva normativa se incluyen las acciones de inclusión relativas a modalidades de cursado, horarios, instancias de exámenes finales y parciales, sin que ello signifique una alteración de las exigencias académicas propias del cursado de las materias.

Además, el nuevo régimen establece el plazo de un año para que las secretarías de Asuntos Estudiantiles de las distintas unidades académicas presenten un informe al Consejo Superior en el que expliciten los resultados de la implementación de la nueva reglamentación.

Los requisitos a los estudiantes trabajadores que se encuentren comprendidos en el nuevo régimen deberán acreditar su relación laboral ante la Secretaría de Asuntos Estudiantiles de cada unidad académica mediante la presentación de alguno de los siguientes documentos: certificado laboral emitido por la empresa o ente contratante avalado por el Ministerio de Trabajo de la Provincia de Córdoba; alta o inscripción ante AFIP, o declaración jurada que dé fe de la existencia de la relación laboral.

Según la letra del nuevo régimen, se contemplará a los estudiantes trabajadores que están «en blanco»; cabe preguntarse qué ocurrirá con aquellos que no están registrados. Muchos de los jóvenes se encuentran en condiciones de informalidad.
Por otra parte, los estudiantes que sean madres o padres deberán presentar ante su respectiva Secretaría de Asuntos Estudiantiles, la partida de nacimiento del niño, niña o adolescente.

En los casos en que la persona a cargo no sea hijo o hija del estudiante, la situación que se alega deberá ser acreditada mediante declaración jurada que así lo indique, debiéndose además acompañar la documentación pertinente que certifique fehacientemente el vínculo invocado y el impedimento en que funda la excepción por la situación declarada.

Artículos destacados