En busca de eslabones perdidos: gerentes tecnológicos y científicos emprendedores

Formar interlocutores que entiendan el mundo empresarial y el de la ciencia y los conecten, y lograr que los inventores emprendan son dos claves para motorizar el conocimiento aplicado.

Entre el sector productivo y el sector científico faltan hoy “nexos” que actúen como intermediarios y articulen dos universos tan diferentes entre sí, con lógicas y lenguajes propios, pero que, de conectarse, podrían beneficiarse gracias al conocimiento aplicado. Hay dos “eslabones perdidos” en esta cadena que une ambos mundos y que han sido identificados: el gerente tecnológico, una persona capaz de servir de interlocutor entre los científicos y los empresarios; y el científico emprendedor, un investigador que genere inventos que impacten en la producción. En el afán de encontrar estos perfiles se encuentra hoy la Agencia Nacional de Promoción Científica, Tecnológica y de Innovación Productiva que puso en marcha la carrera de Gerente Tecnológico y está impulsando el emprendedorismo entre los científicos.

En diálogo con Comercio y Justicia, Armando Bertranou, presidente de la agencia, dio más detalles sobre el actual estado de la vinculación tecnológica en el país. Lo hizo en el marco de su visita para celebrar los 75 años de vida del Instituto de Economía y Finanzas (IEF) de la UNC.

Según el diagnóstico de la agencia nacional, la demanda de conocimiento científico y tecnológico por parte del sector industrial no es alta. Ocurre que la industria viene de décadas de destrucción y debilitamiento. Sin embargo, el crecimiento económico del último tiempo que puso en marcha un proceso de recuperación hace necesario formar en el país “gerentes tecnológicos” que puedan inyectar innovación en la cadena productiva.

“Estamos generando herramientas que permitan direccionar recursos para favorecer que las industrias adopten y capten conocimiento pero, al mismo tiempo también, sabemos que falta una interlocución más fluida entre el sector productivo y el sector científico; entonces creamos una carrera, la de Gerentes Tecnológicos. Se trata de una especialización que pretende graduar a una persona que tenga capacidad de hacer una interlocución válida entre los sectores mencionados, que conozca los dos idiomas y analice qué necesita la empresa y pueda así volver al sector científico y solicitarle esos conocimientos para que se los pueda acoplar luego al sector productivo”.

Emprendedorismo
Por otra parte, están impulsando que algunos investigadores puedan generar, desde su conocimiento, algún prototipo que pueda ser escalado para que así logre impactar en la producción. En esa dirección lanzaron el financiamiento “PICT Start up”; se trata de un fondo para proyectos de investigación científica y tecnológica para la etapa de inicio y puesta en marcha de un emprendimiento.

“Es una línea especial para colaborar en el financiamiento de esa generación de prototipos a través de planes de negocios que permitan al investigador generar un ambiente propicio para el desarrollo de cierta actividad. Por dar un ejemplo, el PICT Start Up podría servir para un investigador capaz de generar un kit de pequeñas herramientas que permitan hacer un diagnóstico de una enfermedad en ganado”, graficó. Cabe destacar, que también hay fondos para consorcios público-privados, donde empresas y universidades se asocien para investigar y hay un segmento especial para impulsar las cadenas de proveedores pymes.

Finalmente, resaltó la importancia de Córdoba en el mapa nacional, ya que se ubica primera en alcanzar los subsidios para proyectos de software y cuarta en el ranking general de asignación de proyectos de investigación. Las tres áreas disciplinarias prioritarias para la agencia son biotecnología, nanotecnología y tecnologías de la Información y comunicación (TIC).

Altamente calificados
Hay Subsidios para que las empresas incorporen RRHH con formación doctoral

La Agencia Nacional de Promoción Científica y Tecnológica lanzó un nuevo instrumento para promover la incorporación de doctores en empresas. En total se destinarán US$ 10.000.000 en aportes no reembolsables que permitirán cubrir durante tres años parte de los gastos del personal contratado altamente calificado.

El objetivo de la nueva línea, denominada RRHH Altamente Calificados (RRHH AC), es reforzar las capacidades científico-tecnológicas de las empresas, potenciar la gestión, incrementar la vinculación del sector productivo con la oferta de conocimientos y complementar las acciones de vinculación entre el sector científico-tecnológico y el productivo.

Asimismo, pretenden reorientar el destino laboral de los doctorandos del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) para que puedan incorporarse a diferentes sectores de la estructura productiva. De esta manera, se podrá obtener un mayor aprovechamiento social del conocimiento.

El subsidio está dirigido a empresas productoras de bienes y servicios existentes en el mercado o nuevas empresas de base tecnológica competitiva. Cada empresa podrá contratar hasta cinco personas y recibirá por cada una 13 pagos anules de hasta US$ 2.000 el primer año, US$ 1.500, el segundo y US$ 1.000, el tercero.

La nueva línea lanzada busca cubrir parte de los gastos salariales del personal contratado para integrar o crear departamentos de Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+i), o para desempeño de otras funciones que justifiquen la inserción laboral de los científicos. El nuevo instrumento funcionará bajo la modalidad de ventanilla permanente por lo que no hay plazos para la presentación de los proyectos. Para más información consultar www.agencia.mincyt.gob.ar.

Artículos destacados