Control de la inflación y la venta ilegal

A la hora de consultar sobre las medidas que el Gobierno nacional debe encarar con urgencia para fortalecer e incentivar el sector empresario, se menciona actuar principalmente sobre los costos: “Flexibilización de la legislación laboral, disminución de las cargas patronales”, “bajar las alícuotas impositivas (sobre todo en los impuestos indirectos)”, “eliminar impuestos distorsivos que afectan negativamente la competitividad del sector”, “eliminar impuesto a los Créditos y Débitos Bancarios”, etc. También se pone sobre la mesa “simplificar el sistema tributario”.

El crédito aparece como una preocupación, los referentes indican la necesidad de ”mejorar el acceso al crédito para las pymes, a tasas competitivas. Se deben modificar las calificaciones bancarias que no tienen en cuenta las inversiones de riesgo”. También se habla de generar “incentivos en los créditos a pymes para inversion y capital de trabajo”.

La “eliminación de las retenciones a las exportaciones de granos” es un reclamo persistente de las empresas que realizan actividad agrícola.

Reducir los subsidios que el Gobierno nacional otorga a las diferentes actividades es uno de los pedidos puntuales de los consultados, junto a “reducir aportes políticos a Estados provinciales y municipales” y “bajar el gasto público”.

Lo consultados también piden “aumento de la jubilación mínima», y “decidir un plan estratégico regional y sectorial”.

Un tema de preocupación de los consultados es el “combate frontal contra la venta ilegal». Preocupa a los empresarios la creación de “saladitas” (modalidad de ferias que remiten a La Salada, en Buenos Aires). Para las entidades comerciales de todo el país, estas ferias representan una competencia desleal por cuanto en muchos casos no cumplen con las normas vigentes en el plano laboral o impositivo. Asimismo, algunos puesteros no cuentan con ningún tipo de habilitación, no respetan las reglamentaciones en cuanto a higiene y venden copias ilegales de productos de marca.

Por ejemplo, la industria del video salió a advertir hace pocos días que en seis meses el sector puede desaparecer y denunció que la piratería ya moviliza más de 1.000 millones de pesos anuales y causó la pérdida de 10 mil empleos. Cuestionan, además, que más de 40 por ciento del precio final del alquiler o venta de un DVD sean impuestos.

Inflación

La inflación aparace como un tema preocupante entre los consultados. Los datos oficiales siguen contrastando con los privados. Ubicada en 11% según las estadísticas oficiales, y en 25% según las consultoras privadas, la suba generalizada de los precios aparece como uno de los factores más problemáticos de una economía que, no obstante, promete un fuerte crecimiento para este año -además hay un tipo de cambio estable-. Lo que es visible para los empresarios no necesariamente es visible para los asalariados. Una explicación: Roberto Frenkel, del Cedes, expresó que «los ingresos crecieron, mientras que la pobreza está estabilizada; en 2009 la inflación fue de 15 por ciento, pero los salarios registrados crecieron más».

El consultor Artemio López, titular de la consultora Equis, sostiene que «la inflación no impacta en los sondeos (del público en general) porque la plata todavía alcanza y, aunque la suba de precios es un problema, los ingresos acompañan. Hay aumentos para los que están bajo convenio colectivo y más plata para los que reciben planes sociales».

Artículos destacados