Tomás Crozzoli sella su calidad con premio internacional

La constructora cordobesa, con casi cien años en el rubro, recibirá un galardón en Alemania. Levantó 200 mil m2 en Córdoba y entregará en septiembre el Tomaso V

La tradicional fórmula que cultiva desde hace casi un siglo la constructora Tomás Crozzoli e Hijo,  poniendo el acento en calidad de construcción y cumplimiento con el cliente, ha traspasado las fronteras nacionales y se hizo acreedora a un primer premio a la calidad, otorgado por la  organización española Business Initiative Directions (BID).

La desarrollista cordobesa se hará acreedora del galardón en la categoría de “Oro”  por su “compromiso con la innovación y la mejora continua”. En el marco de la Convención Anual Internacional, que se realizará el próximo 27 y 28 de junio en Francfort, Alemania, la empresa  recibirá la distinción denominada “Arch of Europe Award”. “Se premia las empresas que se consideran líderes en calidad, siendo éste un término amplio que engloba  innovación, prestigio, atención al cliente y servicio de posventa”,  aseguran orgullosos a Comercio y Justicia los conductores de la firma familiar.

El expertise en el rubro lo importa de Italia Pedro Crozzoli, inmigrante que arriba al país antes de la Primera guerra mundial junto a su familia. Tras una trayectoria asentada, en 1979 su hijo Tomás funda -junto al nieto Mario-, la actual firma. “Hace seis años cambia la conducción  por la desaparición de sus fundadores, quedando la cuarta generación al mando de la compañía”, asegura Ana María Brasca, viuda de Mario y madre de Ana Andrea, Marco y María Eugenia.

En honor a la “sangre constructora”, la firma fue una de las primeras en Córdoba en certificar en 1999 las normas de calidad ISO 9001/2000, eje que ha preservado a lo largo de sus más de 200 mil metros cuadrados construidos.

“Como desarrollos propios hemos levantado 28 edificios, concentrados, principalmente, en Nueva Córdoba y el centro”, apunta Marco. En la actualidad, la firma construye en Balcarce 420 el Tomaso V, uno de los complejos de mayor envergadura, con 7000 m2 distribuidos en 16 niveles. Son 94 unidades de uno, dos y tres dormitorios, que dispondrán de un subsuelo con 37 cocheras para sus propietarios. El emprendimiento será entregado en septiembre, según confirmó Marco, arquitecto a cargo de las obras.

Espalda financiera

La firma se maneja con un cierto perfil conservador que la ha conducido a ganar la confianza de sus clientes a lo largo del tiempo. “Hasta que no terminamos con una etapa de obra, no anunciamos  el próximo edificio”, comenta Marco, quien, no obstante, adelanta que avanzan con proyectos en dos terrenos de Nueva Córdoba y zona colindante.

Dicha  decisión está ligada a la estrategia comercial de la empresa, en la que prevalece la venta de unidades terminadas . “Nuestro foco no es la preventa, si bien vendemos lo suficiente como para mantener la obra y poder concluirla, nos autofinanciamos y colocamos la mayor parte de las unidades finalizadas”, explica Andrea, responsable administrativa.

La conservación de la calidad en el mantenimiento de los edificios es otra característica identificatoria. “La robustez de los emprendimientos aseguran durabilidad”, cuenta Andrea. La misma empresa administra sus propiedades, lo que garantiza un servicio de postventa integral. Asimismo, añade: “Somos muy estrictos en el cumplimiento de las normas, nos tomamos el tiempo necesario, ya sea en obra o en los trámites aprobatorios, para darle seguridad a nuestros clientes”. Así, las escrituras propietarias se entregan en forma inmediata.

Los departamentos apuntan a un consumidor que paga de contado. No obstante, la empresa ofrece planes de financiación a medida, principalmente  a clientes que ya invirtieron.

Artículos destacados