Quilmes compró una bodega mendocina de 11 millones de litros

Cervecería y Maltería Quilmes acaba de ampliar su negocio en el mercado de cervezas y ahora también comenzará a competir en la venta de vinos. 

La empresa anunció que adquirió la bodega Dante Robino, que cuenta con más de 100 años de historia en el mercado vitivinícola y marcas como Dante, Capriccio, Novecento, Atelier, aunque no trascendió el monto de la operación. 

La compra incluye todos los productos de la bodega y también sus viñedos ubicados en el distrito de Perdriel, departamento de Luján de Cuyo, Mendoza. El portafolio de Dante Robino incluye vinos y espumantes de media y alta gama, con precios que van de $200 a $1.200. 

La bodega cuenta hoy con una capacidad de producción de 11,5 millones de litros y sus nuevos dueños planean duplicarla en los próximos años. 

Desde Quilmes, destacaron que los 74 empleados que trabajan hoy en Dante Robino continuarán trabajando para la empresa y también mantendrán a los 60 productores que les proven la uva. “Después de 130 años de historia, estamos entrando en una nueva categoría. Es la primera vez que incursionamos en el negocio del vino porque nunca antes tuvimos una bodega”, dijeron.

 

Artículos destacados