Personal de firmas metalúrgicas concretan medidas de fuerza

Los gremios metalúrgicos y de la Alimentación implementarán desde hoy medidas de fuerza en reclamo de un aumento salarial luego de concluir sin acuerdo la concicliación dictada en el marco paritaria el miércoles pasado.
Las protestas serán instrumentadas por la Unión Obrera Metalúrgica, UOM, y la Federación de Trabajadores de Industrias de la Alimentación (FTIA).
Los metalúrgicos piden una suba de 32,45 por ciento para llevar el básico inferior de seis a ocho pesos la hora. En respuesta, los empresarios del sector -en el que hay 250.000 trabajadores- ofrecieron el doce por ciento a partir de abril y otro ocho por ciento desde agosto, garantizando un ingreso mensual mínimo de 1.600 pesos. La oferta no fue aceptada por la UOM.

Por su parte, la FTIA, que comprende 80.000 trabajadores, reclama un aumento de 35 por ciento, siendo hoy el básico de 6,65 pesos la hora. La oferta empresaria fue una recomposición de 19,5 por ciento, en línea con la pauta oficial, pero también en dos tramos: quince por ciento desde mayo y el cuatro por ciento restante a partir de agosto.
La UOM anunció que desde el lunes “habrá en todas las empresas del país asambleas y paros parciales por turno, para iniciar el plan de lucha en apoyo de nuestro reclamo salarial”, incluyendo una concentración de delegados y marcha al Ministerio de Trabajo en la Capital Federal. El gremio de la alimentación hará paros parciales de dos horas por turno, también a partir del lunes.

SOSTEN
A casi tres meses de negociaciones, trascendió que las automotrices habrían acordado otorgar un aumento salarial de 35 por ciento a los afiliados a Smata. Este gremio es con la UOM el sostén de la industria automotriz local.

Artículos destacados