Faltan estrategias «claras» en las campañas políticas

A pocas semanas del lanzamiento oficial de la campaña electoral para las Elecciones Legislativas 2009, los candidatos comenzaron con sus diferentes estrategias de marketing político, una herramienta que cada vez más apunta a aspectos “personalistas” de los candidatos y deja afuera la verdadera “ideología y propuesta partidaria”.
“Esta situación responde a una crisis de los partidos políticos y al hecho de que es más fácil para el elector elegir a su ‘político de confianza’. En la elección de un candidato se evalúa tanto el aspecto moral como la capacidad de gestión”, explicó a Comercio y Justicia Pablo Cabás, Magister en Gestión de la Comunicación Política.
Para el especialista, las elecciones se presentan muy “bipolarizadas”, con los kircheristas en un extremo y los antikirchenristas en el otro. “Esto hace que a partidos como la Unión Cívica Radical (UCR), el Frente Cívico y el Partido Justicialista (PJ) les sea muy difícil definir una posición estratégica clara y diferenciadora ya que se encuentran en el mismo extremo. Todos van por el mismo espacio”.

En este sentido, Cabás puntualizó que los radicales -con Mestre y Aguad a la cabeza de su lista- no tienen una estrategia clara y todavía no han definido el lugar que quieren ocupar. “Están dando manotazos de ahogados y no tienen una coherencia en su discurso”, dijo.
Por su parte, Luis Juez (Frente Cívico) maneja un discurso “mejor definido” y es evidentemente efectiva la capacidad del candidato para instalarse en los medios. “La última campaña denominada ‘Hace faltan huevos para cambiar el rumbo’ tuvo mucha aceptación. Creo que existe una coherencia entre sus estrategias de marketing y su personalidad. Seguramente si vemos a Aguad haciendo lo mismo, no tendrá el mismo efecto. El problema de Juez es que tiene un techo y sus humoradas no le alcanzan para ganar ya que así como hay a quienes les cae bien, está el resto que no comparte su manera de ser”, agregó el especialista.

El caso de Mondino (PJ) es, según Cabás, en el que más se está inviertiendo en campaña, ya que necesitan instalarlo. “Considero que el Gobierno provincial falla en tener una continuidad comunicacional con la gestión anterior. Una de sus fortalezas es la reforma política y no la están aprovechando. Algo que puede jugarle en contra es la fragmentación actual del partido. Sin embargo, no deja de ser uno de los más consolidados”, expresó Cabás.

¿Campaña 2.0?

Si bien hay quienes aseguran que ésta será la primera “campaña 2.0”, Daniel Gutiérrez, director de la Asociación Argentina de Marketing Político (AAMP), aseguró a este medio que “Internet no tiene aún en nuestro país la cobertura horizontal que proponen los medios tradicionales. El blog no es una herramienta de uso cotidiano sino en algunos sectores; las páginas tradicionales son bastante estáticas para las preferencias del internauta promedio y la web 2.0 (redes sociales) generan una cuestión de ‘cholulismo’ virtual, generan amigos pero no son aún funcionales para encapsular un mensaje político significativo”.
En Córdoba, la situación no difiere demasiado: “Ningún

Artículos destacados