Curtiembre ingresó a China y espera colocar 30.000 cueros por año

ARTECUEROS. Porcel de Peralta muestra -junto a sus hijos Lucas y Nancy- uno de los productos terminados en su fábrica de barrio San Vicente.

La firma cordobesa ArteCueros comenzó a trabajar en ese mercado asiático. La empresa realiza alfombras con pelo y piezas de decoración en patchwork. Apuestan al crecimiento del sector en los próximos 10 años.

La firma cordobesa ArteCueros logró este año concretar sus planes de ingreso al mercado del China y, si las estimaciones se cumplen, espera en 2015 colocar en el exterior unas 30 mil unidades anuales de alfombras de cuero de vaca.

“Aunque 2013 no fue un buen año, este año ya hemos consolidado nuestros envíos a Europa. También ingresamos al mercado chino en los últimos meses y nuestro anhelo es lograr la exportación de entre 30 y 40 mil cueros por año a esos destinos”, confirmó a Comercio y Justicia Oscar Porcel de Peralta, dueño de la firma.

Básicamente, los productos que realiza la curtiembre cordobesa son alfombras de cuero vacuno con pelo y otros productos de decoración que se realizan con la técnica del patchwork.

Nuevas Medidas de Aislamiento/Noviembre

Además del mercado europeo y el chino, la firma también realiza embarques más ocasionales a Estados Unidos, Canadá y Australia.

“Es un producto de decoración que tiene gran aceptación en los mercados extranjeros porque las personas lo ven como algo único y original”, dijo Porcel de Peralta en conversación con este medio.

“Son artículos de valor agregado que en Europa son preferidos en contraposición a las alfombras de telas sintéticas”, explicó el empresario al mostrar los productos terminados.

“Básicamente, el secreto del negocio está en poder seleccionar buenos precios y en mantener la calidad, que es algo a lo que siempre estamos apostando desde nuestra empresa”, dijo Porcel de Peralta.

En tanto, de cumplirse los planes de exportación, ArteCueros podrá implementar un segundo turno a su producción actual.

“Esperamos que, si las ventas se concretan y las políticas públicas acompañan el desarrollo del sector, lograremos inaugurar un nuevo turno de producción porque ahora sólo tenemos uno”, explicó el dueño de la curtiembre.

“Esto es una apuesta que realizamos para los próximos 10 años, en los que estimamos que el sector crecerá, pero eso depende de principalmente las ventas y del precio del dólar”, agregó el empresario.

La reinversión del negocio
Porcel de Peralta es un empresario cordobés que en la década de 1980 se dedicaba al negocio de calzado de cuero.

“Teníamos una fábrica con 400 empleados en una época en la que el sector del calzado era muy próspero. Pero, lamentablemente, en 1985 nos incorporamos a un plan gubernamental que prometía muy buenos beneficios, pero la situación no fue así”, explicó el dueño de ArteCueros.

“Aunque en esa época nosotros logramos salvar parte de nuestra fábrica, otros lamentablemente quebraron”, recordó Porcel de Peralta.

Ahora, la firma reinventó el negocio del sector generando un artículo de valor agregado con buena salida en los mercados extranjeros.

Divisa extranjera
“Esperamos que el gobierno apoye con algunos beneficios”

“El sector del trabajo con cueros ha despegado mucho en los últimos años de la mano de las políticas públicas del gobierno nacional. Ése es un reconocimiento que es necesario realizar”, dijo a Comercio y Justicia el dueño de ArteCueros Oscar Porcel de Peralta .

“Igualmente, nuestro sector depende mucho de cómo está la cuestión del dólar. En este sentido, esperamos que el sector se pueda ver favorecido con alguna medida que permita mejorar el precio oficial que la divisa extranjera tiene al momento del cambio”, dijo Porcel de Peralta.

Artículos destacados