Automotrices desarrollan nuevos modelos para 2010

Ya con cierta seguridad de una actividad sin piedras en la ruta, la industria automotriz nacional prepara nuevos lanzamientos o aguarda decisiones de sus casas matrices para encarar 2010.

La Asociación de Fábricas de Automotores (Adefa) y los operadores del mercado coinciden en proyectar una producción total de autos 0 km desde un piso de 500.000 unidades el próximo año. Con estos datos, la industria empezó a desplegar sus estrategias.

Hace pocas semanas GM marcó el rumbo con el Agile; Peugeot Argentina pondrá en la calle un nuevo coche el año venidero; Volkswagen trabaja a full en su primera 4×4 Argentina; Fiat decidirá sobre una pick up o la producción del Cinquecento y Renault tiene que decidir sobre su anunciado producto en alianza con Nissan.

El director General de Peugeot, Gabriel Cordo Miranda, adelantó hace unos días que en el último trimestre de 2010 la automotriz planea sacar al mercado un nuevo modelo que se producirá en la planta de El Palomar. Los últimos datos que maneja la filial local de Peugeot sobre el mercado doméstico dan cuenta de que la producción de autos 0 km. rondará en 2009 las 482.000 unidades -sin contabilzar camiones- , equivalente a un retroceso de 16 por ciento respecto a 2008. . "El año 2010 va a ser de fuerte estrategia para los autos medianos", según los directivos de Peugeot, que ese año va a lanzar un auto -que todavía no tiene nombre- que se va a ubicar en la frontera de los medianos y grandes y se producirá en la planta de Villa Bosch, según el directivo.

Nuevas Medidas de Aislamiento/Noviembre

La fábrica cordobesa de Fiat ha sido entre las automotrices nacionales la que sacó mayor rédito de las políticas de incentivos a la industria de Brasil. La planta de Ferreyra coloca en el vecino país la mayor parte de su producción, además de su línea de motores y de cajas de velocidad. Según señaló el presidente Fiat Auto Argentina, Cristiano Ratazzi, la firma decidirá la fabricación de un nuevo modelo en su planta Argentina. El 500 empezó a producirse con éxito en México y, muy probablemente, el siguiente paso del Cinquecento será su producción en Sudamérica, en Betim (Brasil) o Ferrerya (Argentina). El nuevo 500 es un producto sofisticado, cuyo precio se ubica por sobre el de muchos medianos, por lo que no llegó a ser masivo como el Fiat 600 de los años 70.

Los planes de desarrollo de Fiat están ahora estrechamente ligados a la fábrica Chrysler, la que pasó a controlar como consecuencia de la crisis mundial que afectó esencialmente a la industria automotriz de Estados Unidos. El titular de Fiat tampoco descarta la fabricación en Córdoba de la pick-up Dodge Dakota, un producto señero de la tercera automotriz de EEUU, donde hizo pie la italiana. Cristiano Rattazzi delineó las alternativas que baraja Fiat en un canal especializado de cable. En relación con la planta de Córdoba, recalcó que el objetivo es ir aumentando la producción, para lo cual se sigue invirtiendo en la planta. “Por ahora estamos en 420 autos por día, en un segundo turno vamos a 700 y después vemos cuándo y cómo se llega a los mil, que ya hace una planta de primerísimo nivel”. Ratazzi se refirió a los nubarrones que podrían afectar a la industria por su no integración con Brasil, el principal socio comercial del país y el comprador de 80% de la fabricación de Fiat.“Brasil puede vivir sin Argentina, pero Argentina no puede vivir sin Brasil y sin el resto del mundo”, sentenció. <b

Artículos destacados