Córdoba y el país debaten sobre supervisión para el acompañamiento terapéutico

La Primera Jornada Nacional de esta actividad sobre ese tema ocurrirá este sábado en Quality Espacio y en el Instituto Universitario de Ciencias Biomédicas de Córdoba (IUCBC)

Por Luz Saint Phat – lsaintphat@comercioyjusticia.info

Este sábado, día 24, la ciudad de Córdoba será sede del debate sobre supervisión en el acompañamiento terapéutico (AT), en la Primera Jornada Nacional de AT sobre ese tema.
Las actividades se desarrollarán en Quality Espacio por la mañana y en el Instituto Universitario de Ciencias Biomédicas de Córdoba (IUCBC) por la tarde, y son organizadas por esta unidad académica y las entidades EnRedAT, EmpoderATe y AcompañarTe.
En diálogo con Comercio y Justicia, integrantes del equipo de organizadores explicaron la relevancia del encuentro, además de los desafíos y perspectivas que se plantean para esta disciplina. Las preguntas fueron respondidas por Julio Abba, de AcompañarTE, Camila Vieyra, de EmpoderATe, y Edgardo Cabrera de EnRedAT.

-¿Por qué es importante la supervisión en el campo de los AT?
– Julio Abba: La supervisión es importante porque contribuye a prevenir el desgaste físico y emocional, conocido como burnout, que es común en los agentes de salud. Se trata básicamente de uno de los pilares del ejercicio ético de nuestra profesión, porque creemos que el acompañante terapéutico se ve enfrentado a trabajar en la cotidianeidad de la persona a quien acompaña, de su familia, y también a sus condiciones laborales. En este sentido, necesita cierto espacio para hacer descarga y vaciamiento de cuestiones emocionales. Y también un lugar para poder trabajar la técnica del acompañamiento terapéutico. Es parte del autocuidado profesional.

– ¿Quién puede supervisar a los AT?
Camila Vieyra: Quien supervise a un AT debe conocer su quehacer profesional porque si no se dificulta poder responder a las demandas y diferenciar las necesidades técnicas o emocionales de cada AT. Hoy también existe la supervisión cruzada entre AT. Yo he tenido la experiencia de ser supervisada por un colega y destaco que encontré comodidad y empatía para vaciar y descomprimir -mediante el discurso- lo que puede estar sucediendo en mi trabajo o para buscar herramientas que mejoren la calidad e mi labor.

– ¿Cuáles son los desafíos que enfrenta el acompañamiento terapéutico en la provincia y el país?
Julio Abba: Uno de los grandes desafíos que tenemos los AT es poder lograr una ley nacional que regule nuestro quehacer profesional, y también la unidad de lucha por la reglamentación de la ley que se aprobó en el 2016 en Córdoba. Además, es un desafío aprender a trabajar en equipo y que se nos reconozca como integrantes de esos espacios. En tanto, tenemos pendiente una cuestión sustancial, que es el reconocimiento de las obras sociales y el no contar con un valor mínimo ético de nuestros honorarios. Finalmente, necesitamos comprender y llevar a la práctica la importancia de la capacitación constante y la necesidad de participar de espacios de supervisión en los cuales podamos revisar nuestro quehacer y descomprimirnos emocionalmente.

Ejes del encuentro
Por otro lado, según detalló Edgardo Cabrera, los ejes temáticos que se abordarán en la encuentro serán:
• Supervisión, grupo de reflexión de prácticas (GRP), covisión: similitudes y diferencias.
• Formación de supervisores/as: la formación y los criterios necesarios.
• Tipos de supervisión: grupal, individual, como espacio de contención emocional y/o como espacio de apoyo técnico y de perfeccionamiento profesional.

Normativa provincial
Desde 2016, Córdoba cuenta con una ley de acompañamiento terapéutico, aunque la Provincia todavía adeuda la reglamentación que posibilita su efectiva implementación.
Luego de tres años de esbozado e ingresado a la Legislatura Unicameral uno de los primeros proyectos, la ley fue aprobada el 2 de noviembre de ese año por la Unicameral. En esa ocasión, se compatibilizaron los proyectos 15090/L/14 y 13275/L/13, en los cuales se delimitaban el campo de acción, los roles y la formación necesaria de los AT y también de los cuidadores domiciliarios.

Sobre los primeros, la regulación vigente (pero todavía no en funcionamiento) especifica que “el Acompañante Terapéutico es un agente de salud con formación teórico-práctica de nivel superior, cuya función es brindar atención personalizada tanto al paciente como a su familia en la cotidianeidad, con el fin de colaborar en la recuperación de su salud, en su calidad de vida y en su reinserción social dentro de un marco interdisciplinario, bajo la supervisión y coordinación de los profesionales tratantes del paciente”.
Al respecto, señala que el profesional de este campo de la salud “asiste a pacientes previa solicitud del Estado, de un profesional, de un familiar o del mismo paciente, participando siempre en estrategias de tratamiento y en el marco de un equipo de salud, nunca como un servicio aislado, episódico o fragmentario”.
En tanto, se designan distintas modalidades del ejercicio del AT como la asistencia institucional, domiciliaria y ambulatoria. También se indica cuáles son las tareas que desarrolla el acompañante terapéutico, así como sus deberes y derechos.

Para agendar

– 1ª Jornada Nacional de AT “Compartiendo paradigmas en supervisión”
– Fecha: sábado 24 de agosto de 2019
– Lugar: Quality Espacio e Instituto Universitario de Ciencias Biomédicas de Córdoba (IUCBC), Córdoba capital
– Organizan: EnRedAT, EmpoderATe,
AcompañarTe y IUCBC
– Inscripciones online: https://bit.ly/2KNsewz

Artículos destacados