Sin inconvenientes comenzó el juicio a Menéndez

Con la presencia de Luciano Benjamín Menéndez y otros siete acusados comenzó ayer la primera audiencia del juicio oral en el denominado "caso Brandalisis", que investiga la desaparición, tortura y el asesinato de cuatro personas, el 15 de diciembre de 1977.
Una hora después de lo previsto, a las 10.35, el debate oral se abrió formalmente con la lectura del requerimiento a elevación a juicio de la Fiscalía, que debió ser suspendida luego que el abogado del imputado Ricardo Lardone solicitara un cuarto intermedio para que éste recibiera asistencia médica.
Los ocho imputados fueron ubicados en la primera fila del salón de usos múltiples de los Tribunales Federales, sentados dentro de una cabina de vidrio, especialmente construida para evitar cualquier incidente que pudiera producirse con los más de 150 asistentes que colmaron la sala de audiencias.

A las 12.35, y una vez recuperado Lardone, el Tribunal Oral Federal Nº 1 de Córdoba reanudó el juicio y se continuó con el resto de la lectura de la requisitoria fiscal -de más de 147 páginas- obviando los fundamentos de la elevación a juicio para agilizar el debate. Veinte minutos después, se ordenó el segundo cuarto intermedio y al desalojar la sala se escucharon algunos gritos contra los acusados a quienes se los calificó de “asesinos” “verdugos .. hijos de puta, les llegó la hora".
Por la tarde, a las 16, el debate se retomó, esta vez con la lectura de la acusación de la querella.

Para hoy se espera que el secretario de Cámara, Pablo Bustos Fierro, culmine dando lectura a la parte resolutiva de la elevación a juicio emitida en marzo pasado por la jueza federal Cristina Garzón de Lascano. A partir de allí, las partes podrían realizar los planteos, excepciones y nulidades que consideren necesarios.

Nuevas Medidas de Aislamiento/Noviembre

En ese marco, se espera que la defensora oficial de Lardone y Carlos Alberto Vega, Mercedes Crespi, solicite a los vocales el desdoblamiento del proceso judicial. A criterio de la letrada, ninguno de ellos se encuentra en condiciones de salud para afrontar el juicio, teniendo en cuenta que ambos están enfermos de cáncer.

Calificación

Para la fiscal federal Graciela López de Filoñuk, quien instruye la causa Brandalisis desde el 2003, tanto Luciano Benjamín Menéndez como el ex coronel Hermes Oscar Rodríguez deberían ser condenados como coautores -y no partícipes- de los delitos de privación ilegítima de la libertad, tormentos agravados y homicidio agravado, en el caso del ex jefe del 3º Cuerpo del Ejército.
“En el procesamiento me cambian la calificación, eso se va a dilucidar en el debate. Para mí, son coautores mediatos, no partícipes”, aclaró Filoñuk.

Dicha postura también es compartida por la querella. Precisamente, al respecto el abogado Claudio Orosz dijo que hay que tomar en cuenta el criterio adoptado por la Corte Suprema de Justicia de la Nacion (CSJN) en el juicio a las juntas militares. En caso de que los acusados sean condenados, la otra cuestión que deberá dirimir el Tribunal -integrado por Jaime Díaz Gavier, Carlos Otero Alvarez y Vicente Muscará- será el lugar donde los acusados pagarán su condena.
Para Filoñuk, la decisión debe ser la “cárcel común par

Artículos destacados