Proyectos de impacto en la Justicia esperan aprobación en el Congreso

La designación de Marisa Graham como Defensora de los Niños, Niñas y Adolescentes, es una de las prioridades. La reforma del Código Penal, el juicio por ausencia,el traspaso del mando residencial son algunos de los temas en agenda

A una semana de que se reanude la actividad en el Congreso y en plena campaña electoral es un gran interrogante saber qué proyectos finalmente serán tratados y aprobados en ambas cámaras. Todo dependerá de los ánimos para conseguir el quórum y sesionar, y las posibilidades de llegar a consensos.
No sería arriesgado pronosticar que la proximidad de las elecciones hará caer aún más la actividad parlamentaria. En el primer semestre se realizaron tan solo nueve sesiones -cinco en la Cámara de Diputados y cuatro en el Senado-, de las cuales dos fueron informativas, con la visita del jefe de Gabinete.

Para este segundo semestre la prioridad del oficialismo será la sanción del Presupuesto 2020 pero en materia judicial no son pocas las iniciativas pendientes.
Uno de los proyectos que obtuvo dictamen más recientemente es el de juicio en ausencia, que Cambiemos decidió reflotar en el marco de los 25 años del atentado a la AMIA. La iniciativa permitiría juzgar -y eventualmente condenar- a los iraníes acusados del ataque contra la mutual judía, pero hay dudas respecto de su constitucionalidad. Incluso la Coalición Cívica de Elisa Carrió planteó diferencias con el dictamen, lo que dificulta aún más el camino al recinto.
También está listo para ser tratado en Diputados un proyecto que endurece las penas por el maltrato animal y contempla nuevas modalidades de este delito. Desde todos los bloques calificaron como “histórico” el dictamen alcanzado esta semana en la Comisión de Legislación Penal, ya que la ley actual sobre el tema data de 1954.

La comisión que preside Gabriela Burgos también encabeza otros dos debates la ley contra las barrabravas y el nuevo Código Penal Juvenil, que quedó suspendido en las exposiciones de especialistas. Las chances de que ambas reformas avancen en el segundo semestre son muy bajas.
En la Comisión de Asuntos Constitucionales, un reducido grupo de diputados quedó a cargo de la unificación de los diferentes proyectos sobre ética pública, para avanzar en un dictamen consensuado. También en este ámbito, Pablo Tonelli (PRO) se comprometió a poner en tratamiento las iniciativas de “ficha limpia”, que buscan que los condenados por corrupción no puedan ser candidatos.
En el Senado está pendiente la designación de Marisa Graham como Defensora de los Niños, Niñas y Adolescentes. Este nombramiento recibió preferencia para ser tratado en la próxima sesión, a propuesta de la senadora pampeana Norma Durango. Pero al momento de la votación salió a la luz el rechazo de los legisladores que el año pasado votaron en contra de la legalización del aborto, una ley que Graham apoya. Genera incertidumbre la resolución final de esta discusión.

El megaproyecto
Además, el oficialismo tiene la intención de reflotar el debate sobre el nuevo Código Penal que ingresó para su tratamiento en marzo. Hasta ahora solo se realizó una reunión informativa, el 4 de junio, con la presencia del ministro de Justicia, Germán Garavano, y los integrantes de la comisión redactora, presidida por Mariano Borinsky. Para el próximo encuentro, la intención es convocar a los miembros de la anterior comisión, integrada por Eugenio Zaffaroni, León Arslanián, Ricardo Gil Lavedra, María Elena Barbagelata y el propio Federico Pinedo, ahora senador.
En el Senado también está listo para ser aprobado en el recinto un proyecto sobre traspaso de mando presidencial, que regula el período de transición y establece que el presidente saliente termina en sus funciones a la hora 12 del día 10 de diciembre. Se decidió reglamentar este proceso a raíz de la puja desatada en 2015 entre Cristina Kirchner y Mauricio Macri.

Artículos destacados