Policía Judicial en pie de guerra

Los trabajadores amenazan con profundizar las medidas de fuerza. El jueves se reúnen con el Poder Judicial. De no mediar un acuerdo, advierten que podría haber un paro de actividades.

La protesta de los trabajadores de la Policía Judicial atraviesa su tercera semana con asambleas informativas, que se van profundizando a medida que pasa el tiempo. Ya suman cuatro las horas del día en que los empleados no prestan servicio en esa dependencia y hay amenazas de que el conflicto podría llegar a agravarse y derivar en un paro total de actividades.

Así lo confirmó a Comercio y Justicia el secretario de prensa del gremio de los judiciales, Marcelo Molina, quien informó que están esperando la reunión que mañana mantendrán con el administrador General del Poder Judicial, Gustavo Porcel de Peralta.

El encuentro entre las partes es clave, puesto que de no alcanzarse un principio de solución, las asambleas de cuatro horas se podrían transformar en una medida de fuerza que terminaría por resentir definitivamente el servicio.

El gremio que dirige Irina Santesteban mantuvo el jueves pasado una reunión con Porcel de Peralta, en la que se planteó, entre los reclamos, la reestructuración de la carrera de Policía Judicial. La respuesta a estos planteos llegaría en el encuentro de mañana.

La reestructuración solicitada por los empleados es un reclamo de larga data. Desde el sindicato argumentan que -haciendo un análisis comparativo- diez de cada cien empleados del Poder Judicial logran convertirse en Jefe de Despacho, mientras que en el caso de Policía Judicial, sólo tres de cada cien llegan a ocupar ese cargo dentro del escalafón.

“Tenemos compañeros que llevan más de quince años sin ascender de categoría”, subrayó Molina, desconfiado de que pueda haber una respuesta positiva a sus reclamos en la reunión de este jueves.

Aunque el Poder Judicial asegura que hay “voluntad de resolver el tema”, Porcel de Peralta reiteró a este medio que se pueden “crear cargos, ni partidas presupuestarias”.

No obstante, sobre el planteo de Policía Judicial, recordó que en el pasado mes de mayo fueron ascendidos130 empleados, todos pertenecientes a esa dependencia.

Servicio esencial
Si bien trascendió que la intención del Tribunal Superior de Justicia de la Provincia (TSJ) es la de declarar servicio esencial la actividad de Policía Judicial, para así garantizar guardias mínimas, hasta el momento no hay nada en concreto. Ocurre que la normativa nacional que determina cuáles son los servicios considerados esenciales no contempla la actividad judicial.

“El TSJ no puede declarar unilateralmente las guardias mínimas como lo hicieron el año pasado; es ilegal”, opinó el gremialista consultado.

No a los descuentos
Luego de que el recibo de los judiciales llegó este mes con descuentos por las asambleas informativas realizadas, el abogado del gremio prepara una impugnación para que sea declarado nulo tal acto administrativo. La Asociación Gremial de Empleados del Poder Judicial (AGPJ) adelantó que el escrito será presentado mañana al administrador General del Poder Judicial.

Artículos destacados