Gils Carbó aprobó el reglamento para el ingreso igualitario

El nuevo sistema establece un régimen de ingreso abierto y plural. Las inscripciones serán online y ya se estableció el cronograma para los primeros 90 concursos.

La Procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Carbó, aprobó el reglamento para el ingreso democrático e igualitario al Ministerio Público Fiscal de la Nación que debutará con la realización de 90 concursos.

El nuevo mecanismo recoge los principios que surgen de la ley 26861 -de «ingreso democrático e igualitario»-, sancionada en mayo de 2013, que estableció un nuevo sistema de ingreso mediante concurso público para los empleados y funcionarios del Poder Judicial y del Ministerio Público de la Nación.

Para fortalecer las garantías de transparencia, imparcialidad y objetividad del procedimiento, se diseñó un programa informático por medio del cual los candidatos podrán realizar sus inscripciones y trámites vinculados a los concursos. Esta plataforma ya se encuentra accesible para todas las personas interesadas en la web del Ministerio Público Fiscal y, tal como sostienen los considerandos de la resolución, está orientada a «allanar las asimetrías de sustento geográfico y evitar que las distancias atenten contra el factor inclusivo de la ley”.

Además, se creará un Comité Permanente de Evaluación de integración plural, que tendrá como función principal la corrección y calificación de evaluaciones y la realización de entrevistas en los casos en que correspondiera.

Gils Carbó resaltó en la resolución que el nuevo reglamento busca “garantizar un ingreso igualitario que nutra al sistema de administración de justicia de hombres y mujeres pertenecientes a todos los sectores de la sociedad”, lo que “permitirá, de cara a generaciones futuras, dotarlo de una adecuada pluralidad e independencia del resto de los poderes del Estado y del poder de los grupos económicos y políticos”. El sistema de selección no implicará, simplemente, la detección aleatoria de niveles de conocimiento o saberes determinados que tradicionalmente se reputan como “básicos” sino, muy particularmente, “un proceso en el cual este organismo debe responsabilizarse, también, por la supresión de desequilibrios y potenciales desigualdades preexistentes al momento de la evaluación”.

Por otra parte, con el fin de evitar cualquier tipo de asimetría en las oportunidades de acceso y selección de personal, se impedirá la selección de postulantes que se encuentren alcanzados por lazos de consanguinidad, afinidad hasta el segundo grado o convivencia -con o sin unión civil-, con algún magistrado y/o funcionario del Ministerio Público Fiscal de la Nación y/o del Poder Judicial de la Nación siempre que se desempeñe en el mismo distrito, fuero (nacional o federal) y área de especialización al que se aspire ingresar.

Los exámenes o entrevistas, según el caso, serán de carácter público y su instrumentación contará con la posibilidad de que las asociaciones puedan designar un representante en carácter de veedor.

Artículos destacados