Cuatro años de prisión por rapto de una niña

La Cámara 1ª del Crimen de la ciudad de Córdoba condenó ayer a cuatro años de cárcel a Abel Simón Pellegrini, acusado de haber subido por la fuerza a su camioneta a una nena cuando salía de la escuela.
La sentencia impuesta por el tribunal coincidió con los pedidos del fiscal Marcelo Novillo Corvalán y el asesor letrado José Manuel Lascano, quien patrocinó al padre de la alumna. En tanto, el defensor, Marcelo Britó, había solicitado tres años de cárcel porque a su criterio no se comprobaron daños en la menor.
El caso ocurrió el 24 de octubre de 2007 de Villa Quisquisacate de la ciudad de Córdoba, pero el rapto fracasó porque el acusado observó que un vecino había advertido el hecho. Este hombre dio el alerta a la Policía y tras una persecusión se produjo el arresto.

Antes de la condena, Pellegrini, diseñador industrial de profesión, hizo uso de la última palabra y pidió perdón a la familia de la nena y dijo ser un “hombre normal que se equivocó, nomás”.
En sus antecedentes, pesa sobre el acusado una condena de cinco años por abusar de una chica que también interceptó a la salida de un colegio en 1991.

Artículos destacados