Casi $100 mil para anciana que cayó de un ómnibus

La jueza Gabriela Benítez de Baigorrí (50ª Nominación Civil y Comercial de Córdoba) condenó a la empresa Ciudad de Córdoba a pagar más de 95 mil pesos de indemnización a una mujer de 70 años, a quien un colectivo le aplastó una mano y el antebrazo derecho, cuando cayó al asfalto luego de intentar subir a la unidad.

El fallo determinó que en el caso la culpa del chofer del ómnibus “ha quedado demostrada toda vez que invertida la carga de la prueba del requisito de inevitabilidad e imprevisibilidad, o exclusiva responsabilidad de la víctima como presupuestos necesarios para el funcionamiento de la eximente, nada de esto ha sido acreditado rigurosamente; más aún si lo que la demandada debe demostrar es que el accidente se produjo por exclusiva culpa de la víctima, nada de lo cual ha sucedido en autos, por tanto, debe responder por las consecuencias producidas”.

La magistrada favoreció a Tomasa Caro, “principalmente teniendo en cuenta el gravamen que importa la pérdida parcial de la mano derecha de la actora, lo que repercute irremediablemente no sólo en su vida de relación, sino en su desarrollo económico-social”.

El pronunciamiento destacó que, pese a la inversión de la carga de la prueba que opera en estos casos, las testimoniales recabadas a instancias de la empresa de transporte “como único medio probatorio tendiente a quebrar con el régimen objetivo de responsabilidad, resultan penosamente insuficientes”.

Nuevas Medidas de Aislamiento/Noviembre

Artículos destacados