Benjamín Menéndez ahora procesado por delitos en la D2

La jueza federal Nº3 Cristina Garzón de Lascano procesó por el secuestro y las torturas sufridas por seis personas, cuatro de ellas policías, a Luciano Benjamín Menéndez (foto) y a otros once represores vinculados con el Departamento de Informaciones policial (D2).
La acción penal había sido promovida por la fiscal Federal, Graciela López de Filoñuk, en la causa en la que se investigan los tormentos sufridos por José María Argüello, Luis Alberto Urquiza, Horacio Samame, Carlos Arnau Zuñiga, Oscar Samame y Raúl Rodolfo Urzagasti Matorras.
Todos ellos fueron secuestrados entre el 12 y el 23 de noviembre de 1976 y posteriormente fueron trasladados al centro clandestino de detención que funcionaba en la D2, en el pasaje Santa Catalina. Además de Menéndez, la jueza procesó por los delitos de imposición de tormentos agravados y privación ilegítima de la libertad al coronel Oscar Rodríguez y al ex gendarme José Eugenio San Julián. También a los ex policías de la D2, Yamil Jabour, Miguel Ángel Gómez, Carlos Alfredo Yanicelli, Fernando Martín Rocha, Gustavo Rodolfo Salgado, Calixto Luis Flores, Luis David Merlo, Mirta Graciela Antón y Alberto Luis Lucero.
En el marco de la misma causa, quedaron sobreseídos Juan Antonio Tissera, Oscar Francisco Gontero y Miguel Ángel Serrano, en razón de haberse extinguido la acción penal por fallecimiento. Por último, la magistrada resolvió dictar la falta de mérito a Ricardo Cayetano Rocha, Nelson Bautista Grosso y José Hugo Herrera.

Artículos destacados