Anularon procesamientos por venta de documento histórico

Los procesamientos de un descendiente de Cornelio Saavedra y de un rematador de antigüedades fueron declarados nulos por la Cámara Federal porteña, ya que la pena impuesta por la venta de un documento firmado por el presidente de la Primera Junta preveía una multa de pesos moneda nacional que, actualizada, equivaldría a 0,0000000000001 pesos.

De tal manera, los camaristas Horacio Cattani y Martín Irurzún anularon las imputaciones de Marcelo White Pueyrredón y del anticuario Enrique Bullrich, quienes fueron procesados en primera instancia por el juez Marcelo Martínez de Giorgi.

A su turno, el magistrado los imputó por la figura prevista en la legislación que prohíbe la venta de documentos “relacionados con asuntos públicos, expedidos por autoridades civiles, militares o eclesiásticas y, en general, todos los que hayan pertenecido a oficinas públicas o auxiliares del Estado y tengan una antigüedad no menor de 30 años”.

Además, la mentada normativa prevé que quienes infrinjan la norma mediante ocultamiento, destrucción o exportación ilegal de documentos históricos serán penados con multa de diez mil a cien mil pesos moneda nacional, si el hecho no configurare delito sancionado con pena mayor.

A su turno, la defensa de los procesados argumentó que resultaba de cumplimiento imposible la sanción de multa, ya que la moneda aplicable no se encuentra vigente.

En la causa se investigaba la enajenación, en 2007, de un documento que se considera parte del patrimonio cultural del país, que llevaba la firma de Cornelio Saavedra y de Mariano Moreno y que fue remitido al entonces gobernador de Córdoba, Juan Martín de Pueyrredón.

En la misiva, fechada el 22 de agosto de 1810, se disponía una orden de embargo y el “encajonamiento” de la librería del Obispo Orellana.

Artículos destacados