La odontóloga resultó ser empleada, no empresaria

El tribunal estimó que la actora estaba inserta en una organización de negocios que le era ajena y que los coaccionados desvirtuaron la existencia de un contrato de trabajo.

El resto del contenido sólo es accesible para usuarios suscriptos al diario. Si estás suscripto, iniciá sesión con tu usuario/e-mail y tu contraseña.
O podés enviar una solicitud de suscripción desde aquí.

 

Artículos destacados