Jure retuvo Río IV y la UCR gobierna las dos capitales de Córdoba luego de 13 años

El jefe comunal se impuso con 47,7% de los votos y aventajó por más de cuatro puntos al candidato Miguel Minardi, de Unión por Córdoba. El resultado fortalece al radicalismo, que volverá a encabezar las dos principales ciudades de la provincia como hasta 1999. La derrota de UPC impactará también en el gobernador De la Sota, quien asumió de manera personal la campaña de Minardi. El mandatario había logrado en Río Cuarto 61,2% de los votos en los comicios del 7 de agosto último. Jure dijo que el resultado redobla el compromiso de trabajo.

El intendente radical de Río Cuarto, Juan Jure, obtuvo ayer un ajustado triunfo sobre el candidato de Unión por Córdoba (UPC), Miguel Minardi, y alcanzó la reelección por un nuevo período al frente de la capital alterna de la provincia.

El resultado de los comicios donde sufragó 75 por ciento de los votantes habilitados y debutó el sistema de boleta única, catapultó a Jure con 47,7 por ciento de los votos, frente a 43,8 por ciento de Minardi.

Los postulantes con más chances polarizaron la elección y relegaron a los otros tres candidatos que participaron de la contienda.

Eduardo Scoppa, de Encuentro Ciudadano; Juan Carlos Giuliani, de Unidad Popular, y Eduardo Massa, del Frente para el Modelo Nacional y Popular, en ese orden, quedaron muy lejos en el computo final con 5,3%, 2,3% y 0,8 por ciento, respectivamente.

De esta manera, el radicalismo -que encabeza la alianza Frente Río Cuarto por todos- gobernará por los próximos cuatro años las dos capitales y principales ciudades de la provincia después de 13 años, cuando Rubén Martí en Córdoba ciudad y Benigno Rins en Río Cuarto concluyeron sus mandatos por la UCR.

El triunfo de Jure, a la par de ser un impulso para la Unión Cívica Radical, fue un duro golpe para UPC, atento a la fuerte apuesta del gobernador José Manuel de la Sota en la ciudad del sur provincial.

El mandatario, radicado en Río Cuarto y que ayer votó por primera vez en una elección a intendente en esa ciudad, había jugado abiertamente por el candidato Minardi, sin escatimar recursos y su imagen futura ante un resultado que desde un principio parecía difícil de remontar.

El impacto que tendrá para De la Sota la derrota de Minardi es por ahora incierto aunque es evidente que no será positivo.

Claramente, el escaso margen de diferencia obtenido por Jure sobre el postulante de UPC será un atenuante aunque el resultado final es, a la postre, el dato que cuenta.

Con todo, una de las principales conclusiones que dejó Río Cuarto es que ratificó el favoritismo de los oficialismos y que el voto no se transfiere de un partido o de un referente a otro de manera tan lineal.

Con respecto al primer punto, el calendario electoral de 2011 en las diferentes provincias y las principales ciudades mostró un claro triunfo de las fuerzas gobernantes por sobre las de la oposición.

En tanto, la no transferencia de sufragios es otro de los aspectos que ayer quedaron abiertamente expresados.

En ese marco, baste recordar que, como candidato a gobernador en los últimos comicios, De la Sota obtuvo 61,2 por ciento de los votos en ese distrito, muy por encima del 20 por ciento del radicalismo con Oscar Aguad a la cabeza, dirigente actualmente diputado nacional que ayer se hizo presente en los festejos de Jure.

Ayer, Minardi registró casi 20 puntos menos que De la Sota. Por el contrario, Jure logró más de 25 puntos por encima de los conseguidos por Aguad apenas nueve meses después de las elecciones provinciales del 7 de agosto.

La elección y los festejos

Luego de la apertura del acto eleccionario con las típicas demoras en algunas mesas, los comicios se desarrollaron sin mayores incovenientes, a excepción de las denuncias de referentes del Frente Río Cuarto por todos, quienes alertaron sobre supuestas irregularidades en dos escuelas.

Sobre las 18, con los comicios a punto de cerrar, Jure publicó por la red social Twitter un primer mensaje que, aunque no explicitaba su victoria, la sugería.

En tanto, en UPC, los diferentes referentes consultados hablaban de una muy buena elección e incluso arriesgaban un apretado triunfo de Minardi.

No obstante, ya a las 9 de la noche y con 50% de las mesas escrutadas, la diferencia de Jure se había estabilizado en poco mas de tres puntos, finalmente indescontables para UPC.

A esa hora, formuló sus primeras declaraciones Jure aunque se mostró cauto hasta no conocer el resultado final . Con todo, los militantes del radicalismo ya festejaban en el bunker oficialista y los principales referentes radicales, entre ellos Aguad y Mestre, se encontraban en Río Cuarto.

Por esos momentos, la expectativa de UPC apuntaba a que ingresara un caudal de votos desde los circuitos de Banda Norte pero principalmente de Alberdi, sector populoso de Río Cuarto y donde Minardi sacaba mas de 10 puntos de diferencia sobre el radical.

Por contrapartida, Jure hacía diferencia en el circuito del Centro, responsable de 70 mil de los casi 124 mil votantes habilitados para sufragar.

Pero la situación no registró variantes y la diferencia terminó en cuatro puntos cuando pasadas las 22.30 quedó prácticamente concluido el escrutinio provisorio.

Con el triunfo consumado, Jure habló recién después de esa hora desde el bunker del Frente Río Cuarto por Todos, entre la militancia y los principales referentes partidarios.

Por su parte, Minardi arribó a la sede partidaria minutos después de las 22 e inmediatamente reconoció la derrota.

“Felicito al intendente Jure por la elección. Nosotros hemos hecho una muy buena elección”, remarcó.

Minardi mantuvo un contacto telefónico con el gobernador De la Sota, en el cual el postulante agradeció el apoyo brindado por el mandatario.

Justamente, a la hora de los agradecimientos en público, Minardi hizo extensivo uno muy especial “a nuestro gobernador que ha puesto la vida en esta campaña”, dijo.
Con todo, remarcó estar “muy tranquilo” por la elección lograda: “Aquí no se ha muerto nadie”, señaló y aseguró que el Justicialismo tendrá renovadas chances en los próximos comicios.

En tanto, De la Sota también llamó a Jure para felicitarlo por el resultado.

Desde la Plaza Olmos, el jefe comunal electo habló desde el Palacio Mójica y comenzó agradeciendo al candidato Minardi, a quien ponderó por su participación.

“Este triunfo lo único que genera en mí es un mayor compromiso de trabajo”, indicó a poco de comenzar su alocución y ante una multitud que no paró de festejar.

En ese marco, Jure ratificó que su plan de Gobierno apuntará a cumplir los diferentes compromisos de campaña, entre ellos la puesta en marcha del “más ambicioso y revolucionario programa de viviendas”, remató el intendente electo.

Declaraciones

“En Inmejorables condiciones para ser una alternativa” – Ramón Javier Mestre, de la Unión Cívica Radical

El intendente radical de la capital provincial, Ramón Javier Mestre, llegó a Río Cuarto poco después de la finalización de los comicios. Las crónicas de los periodistas afincados en la casa del candidato Juan Jure lo identificaron como uno de los dirigentes provinciales que más arengaba a la militancia, pese a la cautela a la que convocaba el candidato radical. Cuando la tendencia triunfal se confirmó, consideró que la victoria en Río Cuarto fue “muy importante para el partido porque seguimos en la senda de la recuperación”. Asimismo, estimó que “gobernando bien y llevando adelante una tarea de debate, quedamos en inmejorables condiciones para ser una alternativa en las próximas elecciones a gobernador”.

Mestre destacó que, en la actualidad, el radicalismo quedó bien posicionado en la provincia, pues gobierna la capital, la segunda ciudad de la provincia y Carlos Paz, además de un importante número de intendencias. “Este triunfo nos deja bien posicionados” para los comicios de gobernador en 2015, “pero aún falta mucho”, subrayó.

“Me responsabilidad es gobernar la ciudad de Córdoba. Tengo concentrado todo mi esfuerzo en la gestión”, indicó ante la pregunta de una eventual formula con Jure para las elecciones de 2015.

De todas modos, adelantó que “no se descartan” alianzas. “El tiempo dirá si estamos en condiciones” de gobernar Córdoba.

“Perdimos por poco. De la Sota puso su vida en la campaña” – Miguel Minardi, del Partido Justicialista

Dado el reñido escrutinio, el bunker del PJ en Río Cuarto estuvo contenido una vez que finalizaron los comicios. Poco después de las 22,15, el candidato Miguel Minardi salió a reconocer la derrota, tras haber recibido el apoyo del gobernador José Manuel De la Sota. “Hicimos una buena elección, perdimos por muy poco. Le agradezco al Gobernador porque puso la vida en este elección”, subrayó. La dirigencia más importante del peronismo se mantuvo distante de la derrota. El mandatario provincial sólo dialogó por teléfono con Minardi, pese a la fuerte presencia que había tenido durante la campaña.

Alberto Cantero, ex intendente justicialista de Río Cuarto, aseguraba apenas terminadas las elecciones que, según los datos de su partido, Minardi se imponía por un punto y medio. Al menos públicamente, el PJ mantuvo encendida esa llama de esperanza durante varias horas, a partir de su triunfo en distritos como Banda Norte y Alberdi, aunque sabiendo de su derrota en el área central de la ciudad, donde se concentraba la mayor cantidad de votantes.

Al reconocer la derrota, Minardi agradeció el apoyo de los ministros del gabinete provincial y del gobernador De la Sota. “Te considero un amigo y un hermano”, le dijo, y comentó que el mandatario se comprometió a “seguir trabajando con todos los intendentes de la provincia”.

“Es un triunfo de Jure. No me cuelgo del cuello de nadie” – Luis Juez, del Frente Cívico

Uno de los principales referentes del Frente Cívico, Luis Juez, reconoció ayer por la tarde, una vez que habían terminado los comicios en Río Cuarto, que el triunfo del radicalismo fue de “Juan Jure y de todos los riocuartenses”.

Si bien hombres del juecismo estuvieron cerca del intendente radical -aunque en un lugar periférico-, Luis Juez buscó mostrarse alejado del triunfo de Jure: “No me cuelgo del cuello de nadie. El triunfo es de Jure”, indicó. “Yo no me subo al coro de alcahuetes que se cuelgan del cuello de los exitosos”, remató.

También criticó al gobernador José Manuel De la Sota. “Se gastó un millón de pesos en cuatro recitales. Se gastó una fortuna en Río Cuarto para terminar perdiendo, una plata que era de todos los cordobeses”, subrayó Juez. “A este triunfo lo conocíamos desde el jueves, y el boca de urna también lo confirmaba”, señaló.

“Fue obsceno lo que hizo De la Sota. Llegó a presionar y a decirles a los riocuartenses que si no votaban a su candidato no iban a tener su apoyo”, remarcó.

Destacó el lugar de dirigentes como Antonio Rins y Gumersindo Alonso. “Es el triunfo de una construcción política de ocho años, amplia, criteriosa, generosa”, cerró.

Artículos destacados